Carmen Lomana también tiene imperfecciones. De hecho, se estima que casi el 90% de las mujeres tienen algún grado de celulitis por ‘culpa’ de las hormonas; la progesterona y el estrógeno son las que favorecen muchísimo la acumulación de adiposidades de grasa y la retención de líquidos, y en consecuencia dan como resultado la celulitis o piel de naranja.

Cuando llega le verano dejamos al descubierto zonas del cuerpo que en invierno mantenemos ocultas bajo capas de ropa. Es precisamente en esta época del año cuando los complejos salen a relucir. Así parecen confirmarnos nuestras famosas quienes afirman que no dudan en echar mano de la cosmética para verse la piel mejor y más firme.

Además de tomar nota de todos los conejos beauty de la empresaria, nos ha encantado la recomendación de un producto en concreto que no hemos dejado de ver en todas las celebridades en los últimos tiempos. Se trata de un sérum anticelulítico refrescante de rápida absorción que reduce los depósitos grasos y favorece la desaparición de la celulitis más resistente, y que hemos visto que cuesta menos de 20 euros. (19,60 euros para ser exactas)

Estamos hablando de ‘Minucell Extreme’ de la marca ‘Elifexir‘, que cuentan que tiene eficacia clínicamente probada, que reduce hasta 6 cm del contorno de los glúteos y 5 cm el contorno de los muslos, y el grado de la celulitis en 56 días en un 100% de los casos. ¡Una maravilla! Y claro, desde que conocimos su existencia, no hemos dejado verla en los neceseres de todas las que más saben de belleza.

Así es el sérum que disminuye la celulitis que usa Carmen Lomana

¿Qué tiene este productos que todas las famosas han recurrido a él antes del verano?. Está formulado con agentes fibrinolíticos que favorecen la desnaturalización de las fibras de colágeno, elastina y fibrina, responsables de la formación de nódulos grasos. Gracias a sus ingredientes, este producto actúa evitando la retención de líquidos, mejorando la circulación y recuperando la firmeza de la piel.

Se debe aplicar de 1 a 2 veces al día con un masaje ascendente en las zonas a tratar, incidiendo en los depósitos de grasa marcados, especialmente en la zona de los glúteos. Eso sí, tal y como indica Carmen, «como en todos los cosméticos, es fundamental la constancia para notar los efectos rápidamente».