«Yo entiendo que son momentos difíciles y que los nervios no son buenos, lo entiendo perfectamente», ha afirmado la colaboradora.


El testimonio de Rocío Carrasco continúa generando un sinfín de reacciones y nadie se mantiene indiferente a su relato. Rocío Flores fue la protagonista indiscutible del último capítulo donde se narró con detalle lo sucedido el 27 de julio de 2012, un episodio en el que se eliminaron 11 minutos y 38 segundos con el fin de proteger a la joven. Antes de la emisión, esta se pronunció en ‘El programa de Ana Rosa’ donde solicitó públicamente lo siguiente: «Quiero escuchar el testimonio de mi madre entero, quiero escucharlo, tengo todo el derecho del mundo». Unas palabras que no han gustado a Belén Esteban

Instagram

«Como la vi el otro día en Ana Rosa no me gustó verla. Yo entiendo que son momentos difíciles y que los nervios no son buenos, lo entiendo perfectamente», ha afirmado sobre la intervención de la joven en televisión. «No estuvo bien», añadía al respecto. Se ponía en su lugar y manifestaba que estará «saturada, estará cansada. Es una situación muy difícil para Rocío Flores», reconocía.

Además, Belén Esteban se ha aventurado a vaticinar lo que puede pasar en un futuro cercano: «Un día va a llegar Rocío Flores y va a saltar», ha afirmado. Aclaraba que no era algo que hubiese hablado con esta, pero cree que ante la presión mediática a la que está sometida puede que ocurra. «Yo sé que ella tiene derecho a hablar», aseguraba con rotundidad.

«No va a dar ese paso»

Belén Esteban ha confesado que no cree que Rocío Flores vaya a ponerse en contacto con el equipo de la docu-serie para visionar el contenido completo del capítulo. «Yo creo que ella no va a dar ese paso, sinceramente». Una posibilidad que le tendió Carlota Corredera durante la última emisión: «Me dirijo a ti Rocío Flores, si quieres ver los fragmentos eliminados, nos tienes a tu disposición para mostrártelos en la más absoluta intimidad», le decía.

© Telecinco.

La presentadora aseguró que se habían suprimido ciertos detalles que eran «muy duros» y que ello no alteraba en absoluto el contenido del «relato general». «Tanto Rocío Carrasco como la dirección del documental, han decidido no emitirlos. No emitirlos para proteger, públicamente a su hija Rocío Flores», señalaba la gallega. 

© Telecinco.

Mientras que Rocío Flores durante su intervención en ‘El programa de Ana Rosa’ aprovechó para lanzar este mensaje de forma pública. «Se ha dicho que se eliminan para protegerme. Pero cuando quieres proteger a tu hija, no haces un episodio hablando de tu hija», dijo. Se dirigió a los «responsables del documental y de la cadena que emitáis el capítulo completo. Quiero escuchar el testimonio completo de mi madre. Quiero saber lo que mi madre dice y cómo lo dice. Creo que tengo todo el derecho del mundo».