Joaquín Sánchez, el popular futbolista del Betis, se convirtió por sorpresa en uno de los grandes protagonistas de ‘La isla de las tentaciones’, el gran fenómeno televisivo de la temporada. No participaba, pero no le hacía falta para ser la estrella en las redes sociales con sus comentarios sobre todos y cada uno de los capítulos que se emitían cada martes, jueves y viernes en Cuatro y Telecinco. Un programa que mantuvo en vilo a España entera, y del que él no quiso quedarse ajeno. Eso sí, sus comentarios ahora le saldrán caros.

Andrea, una de las chicas más polémicas de la edición, al entrar con su novio Ismael y olvidarse de él tan solo unos días después de comenzar la aventura en brazos de otro mozo, ha tomado cartas en el asunto. La joven vivió en las redes sociales una atroz repercusión de sus pasos en el programa, pero quizá la opinión de personas anónimas sobre sus sentimientos hacia su novio y hacia su nuevo pretendiente no le dolieron tanto como el hecho de que se le criticase sin piedad por un defecto visual que sufre.

Andrea ha decidido demandar al futbolista Joaquín por reírse públicamente de ella, al imitarla con una corona en la cabeza y poniendo los ojos bizcos para satirizar sus comentarios. Pero lo que decía de ella no le dolía tanto como la forma en la que lo hacía y por subrayar uno de sus defectos físicos. Así lo ha dado a conocer la familia de Andrea a ‘Periodista Digital’: “Está bastante ofendida por las burlas por un defecto físico”, aseguran, además de dejar claro que ya se está estudiando la demanda contra el futbolista por un supuesto atentado contra su honor y por vejaciones.

Entre los comentarios más hirientes que Joaquín Sánchez ha realizado a través de Instagram y con un gran calado mediático está el siguiente: “Hombre, Andrea tiene una cosa buena, que te la puedes llevar a la playa mientras te bañas y vigila la ropa”. Chanzas que a la joven no le han sentado nada bien y por los que deberá responder ante un juez, si finalmente decide interponer la demanda.