La malagueña ha estallado contra su compañero, al que ha plantado cara durante la emisión de ‘Sálvame’.


La guerra televisiva entre Carmen Borrego y Terelu Campos ya se ha cobrado nuevas víctimas. El enfrentamiento entre las hermanas no solo las atañe a ellas. También están involucradas terceras personas. En este caso, la amistad de Carmen con Kiko Hernández y la de Terelu con Kiko Matamoros las ha blindado a ambas en esta contienda en la que ambas están acorazadas por dos pesos pesados de Telecinco.

En los últimos días, a los cruces de críticas y reproches entre las hijas de María Teresa Campos -y Alejandra Rubio, que no se ha quedado al margen en esta polémica-, se han sumado los ataques hacia alguno de los dos ‘Kikos’. La colaboradora de ‘Viva la vida’ no ha dudado en reconocer su decepción y «el mal cuerpo» que se la ha quedado ante las últimas acusaciones de Hernández, quien ha asegurado que esta fue al funeral de su amiga Begoña Sierra sin ser amiga suya. Carmen, por su parte, ha arremetido con dureza contra Matamoros. Este miércoles lo ha acusado de ser «un sucio» durante la emisión de ‘Sálvame’.

Carmen Borrego, a Kiko Matamoros: «¡Qué envidioso eres!»

La disputa ha surgido cuando Kiko Matamoros aseguraba tener una información comprometida de su compañera. A la malagueña no le ha temblado la voz y aseguraba que no teme lo que pueda contar. Incluso dejaba caer que si sabe algo de ella, es porque se lo ha hecho saber «alguien de mi familia». Asimismo, lo acusaba de urdir tretas a sus espaldas para dejarla en mal lugar. Como por ejemplo el vídeo que grabó mientras abrazaba a Kiko Hernández y que llevó a ‘Viva la vida’, que emitió las imágenes.

«Eres sucio. No me vales como mediador familiar. Te has descubierto tú solito. Qué envidioso eres», le ha dicho. Matamoros se defendía: «No voy a defender a Terelu porque ella no quiere. Te interesa lo que voy a contar… Esta señora se ha reído de oreja a oreja al ver imágenes de su hermana. Si esta señora se ríe de su hermana, ¿la culpa es mía?».

Carmen le ha plantado cara a Kiko Matamoros y su actitud ha sido muy aplaudida en Twitter. Numerosos usuarios han aplaudido su actitud. «Carmen Borrego el mejor fichaje de Sálvame en años», «Pues me gusta mucho más la actitud de Carmen Borrego que la actitud de mártir de Terelu y mal defensor se ha buscado» son algunos de los comentarios que se han podido leer en esta red social minutos después. «Cada día nos gusta más cómo Carmen Borrego planta cara a su arrogante hermana Terelu. La tenía humillada en Viva La Vida, ni q fuera su sirvienta», ha señalado otro internauta. «Kiko Matamoros y Alejandra Rubio dan vergüenza ajena. Bravo por el DESPERTAR de CARMEN».

Lo cierto es que Carmen Borrego ha dado un giro de 180 grados en lo que a su postura como colaboradora se refiere. Ya no deja que nadie le tosa al lado. Y sabe bien cómo marcar su territorio. Ella tiene claro que en esta segunda etapa en ‘Sálvame’ quiere hacer las cosas bien y disfrutar. Por eso no se arrepiente de haber hecho las paces con Kiko Hernández por mucho que este se haya metido con ella.

Telecinco

«Lo que quiero es la paz, no la guerra», ha explicado. «No me voy a enfrentar a Kiko porque lo digan los demás. Se han dicho tantas cosas de mí y luego mi hermana se a ido a tomar una caña con ellos… Me parece injusto que yo sea la responsable de todo. Esta es una guerra entre Terelu y Kiko. No he venido aquí a enfrentarme a nadie. Mi familia debería ser la primera que debe desear que no me enfrente a Kiko Hernández».

«Si tengo un problema con Kiko Matamoros lo arreglo con él»

ambién ha recordado que nunca se ha metido en la amistad de su hermana con Matamoros: «Jamás le he dicho a mi hermana con quién tiene que hablar. No me meto en la relación que tiene mi hermana con Kiko Matamoros. Si tengo un problema con él lo arreglo yo con él. No me voy a enfrentar a algunos compañeros porque ella quiera. Quiero seguir trabajando tranquila, libremente. Prefiero equivocarme a volver a tocar fondo, a volver a sentirme mal, a quedarme sin autoestima y a estar en una situación de la que me ha costado salir».