Victoria de Suecia ha recibido la visita de Haakon de Noruega y su esposa, la princesa Mette-Marit, en Estocolmo donde ha presumido de estilo


A pesar de que Victoria de Suecia se podría decir que es una de las royal más clásicas europeas, en sus últimas apariciones está causando furor. Y con razón. Son muchas las salidas de la princesa sueca en su país por lo que tiene una apretada agenda de la que los medios de comunicación y el resto de podemos ser testigos. Además, ahora ha recibido una visita muy especial: la de Haakon de Noruega y su esposa, Mette-Marit, con quien ha demostrado tener una relación muy especial y durante estos días hemos sido testigos de la buena sintonía entre ellas. Además, siempre que dos royal coinciden en espacio y tiempo protagonizan un duelo de estilo que, sin saberlo, está ganando (y por mayoría) Victoria de Suecia.

Victoria de Suecia reinventa el clásico sastre con el color de la temporada y los accesorios adecuados

Y es que su último look no nos puede gustar más. Clásico pero con aire renovado. La esposa de Daniel Westling es muy fan de los trajes de dos piezas. Es una de la prenda estrella que tiene en su armario y que tiene en diferentes colores, diseños y cortes. Eso sí, el último es perfecto para la ocasión y para el momento: la primavera. Victoria de Suecia ha optado por un dos piezas en color fucsia, un color alegre que evoca a esta estación repleta de tonos y de flores. Y cómo no, que le sienta como un guante.

Lo cierto es que este traje, con blazer entallada y pantalón recto, es de los más buscados por las que más saben de moda esta temporada. Pero, ¿lo más? Sus accesorios. Aunque la camisa blanca con pespuntes y lazo de corbata está de rabiosa tendencia y es una de las piezas más deseadas por las insiders, nuestros ojos se han ido directamente a sus pendientes de arete al mismo tono que el traje. Sí, Victoria de Suecia ha sorprendido con unos pendientes fucsia de lo más juveniles con los que se quita años de encima.

El toque fashionista se lo ha puesto con el accesorio que le ha añadido a su bolso

A la princesa sueca no le ha faltado detalle en su última aparición pública. Para la ocasión ha elegido un bolso cuadrado en blanco, súper bonito por cierto, al que le ha añadido un pañuelo atado multicolor que le aportaba un aire fashionista. El pañuelo encajaba perfectamente con el resto del look ya que sus tonos eran rosas, blancos y azules oscuros. Sin lugar a dudas, un truco estilístico con el que ha elevado a la máxima potencia su último look, que no nos puede gustar más y nos parece perfecto para la primavera.