Marta López ha encontrado el estilismo que más le va para el fin de semana, es vaquero total y recuerda mucho a aquel célebre estilismo que un día lució Britney Spears sobre la alfombra roja.


Ya tiene el look para el fin de semana. Marta López ha encontrado un vestido que es perfecto para estos días y que además, ha conjuntado hasta lograr un total look que recuerda a uno de los más célebres en la historia de las alfombras rojas. Se trata del vestido vaquero que Britney Spears llevó en una entrega de premios en 2001.

Unidas por el tejido vaquero

El de Marta López poco tiene que ver con el de Britney en cuestión de aspiración, porque la novia de Kiko Matamoros se ha decantado por un vestido ajustado, de corte pin up y largo midi de la firma Guess que se aleja de ese largo hasta los pies de la princesa del pop, que pretendía sorprender en la alfombra roja (y vaya si lo hizo).

Pero la elección de Marta sí se inspira en el de Britney a la hora de seleccionar un diseño que ajusta la silueta, con un escote corazón y buscar además conjuntarlo con otros elementos del estilismo. En el caso de Britney fue el bolso, en el de Marta, unas sandalias que, según ha contado, son de la firma Casadeio.

Britney, la inspiración de una generación

Por eso, en el momento que se aspira a un total look vaquero, es imposible no recordar aquella aparición estelar de Britney Spears en los American Music Awards de la mano de su entonces pareja, el cantante Justin Timberlake. Ambos de vaquero de la cabeza a los pies.

Tan célebre fue aquella aparición que 20 años después sigue viniendo a la mente cada vez que alguien opta por un total look denim e incluso ha tenido sus réplicas años después también sobre la alfombra roja.

Rihanna se ha dejado ver en alguna ocasión apostando por estilismos arriesgados -por no decir imposibles- entre los que se encuentran algunos en vaquero, pero si hay alguien que haya sabido rendir tributo a Britney, esa ha sido Katy Perry.

El clon de Katy Perry

La cantante estadounidense replicó hace unos años el diseño de Britney al dedillo. Lo hizo durante la entrega de los premios VMA en 2014. El mismo estilismo, y además también un acompañante masculino replicando la idea de Justin Timberlake. En su caso el cantante Riff Raff.

Katy aseguró, por si quedaban dudas, que se trataba de un homenaje a la princesa del pop, que lo recibió de buen agrado y que incluso comentó agradecida en las redes sociales que Perry había logrado volver a traer a la vida uno de los vestidos más famosos del armario de Spears.