La influencer posó en su cuenta de Instagram con un traje de chaqueta de lo más clásico al que añadió un detalle low cost que lo elevaba enormemente.


El traje sastre es, sin duda, una de esas piezas esenciales que toda mujer necesita en su armario. Atemporal, cásico y muy elegante, esta este conjunto de chaqueta y pantalón es un básico a partir del cual se pueden crear looks de lo más acertados; ya que nos permite añadir e incorporar todas las tendencias que estén vigentes en cualquier temporada. Sin embargo, no siempre fue así. La primera vez que una mujer vistió un traje de blazer y pantalón fue en 1885, cuando el modisto de confianza de la la princesa de Gales, John Redfern, creó para ella el primer tailleur femenino. Aunque poco tenía que ver con los que conocemos a día de hoy; pues se trataba de un conjunto de aspecto informal pero nada cómodo.

No fue hasta que Coco Chanel comenzase a jugar con las formas y tejidos en su atelier de París cuando las mujeres no comenzaron a llevar esta prenda en su día a día, de forma cómoda y segura. El traje sastre ha ido evolucionando y con él la forma en la que nosotras decidimos llevarlo. Si antes solo se llevaba con camisa, ahora tenemos la opción de combinarlo con camisetas básicas, bralettes o incluso llevarlo sin nada debajo. Hace décadas solo se elaboraban en tweed o tejidos nobles y ahora en cualquier tienda los podemos encontrar en materiales como lino, algodón, punto y hasta lentejuelas. Una (r)evolución que ha culminado con el hecho de que, durante las últimas temporadas, hemos acompañado nuestros tailleurs con todo tipo de zapatos. Stilettos, mocasines, plataformas, zapatillas… Y ahora, Amelia Bono, se atreve a hacerlo con botas altas.

Amelia Bono reinventa la forma de llevar el traje sastre gracias a unas botas de lo más top

No lo veíamos venir y eso ha hecho que su elección nos sorprenda aún más. La influencer, que cuenta en su perfil de Instagram con más de 340 seguidores, posó ayer en la red social con un bonito traje negro de Sandro París que combinó con una sencilla camiseta de algodón negra, una cadena dorada y un bolso de mano XXL de Uterqüe. Un conjunto muy Amelia Bono que nos dejó sin palabras cuando descubrimos que, a modo de calzado, decidió optar por unas maravillosas botas de caña alta efecto cocodrilo en un tono marrón chocolate casi granate. Una decisión inesperada con la que la empresaria da un toque moderno al traje sastre más clásico y nos enamora a todos.

Aunque las suyas pertenecen a la última colección de Marypaz, a nosotras nos ha sido imposible encontrarlas en la web de la marca. Por ello, hemos querido navegar por la web y buscar otras similares que nos puedan ayudar a crear un look tan increíble como el suyo y así animarnos todas a reinventar el tailleur femenino más clásico. ¿Te animas a probarlo?