La mujer de Jesulín de Ubrique está feliz. No esperaba la llegada de este bebé, pero saber que va ser madre por tercera vez la llena de alegría: «Para nosotros es una bendición».


Apenas han pasado unas horas desde que supiéramos del embarazo de María José Campanario y la mujer de Jesulín de Ubrique se ha pronunciado sobre la sorprendente noticia. El matrimonio espera la llegada de su tercer hijo en común, que nacerá dentro de seis meses, dos semanas antes de que celebren sus 20 años de boda.

«Me da igual lo que venga, lo que quiero es que venga bien», ha confesado la odontóloga a ‘Ya son las ocho’, el programa que presenta Sonsoles Ónega. Allí ha charlado con los colaboradores y con la presentadora sobre la enorme ilusión que le hace afrontar, una vez más, la maternidad. «Para nosotros es una bendición. Ahora queremos un poco de paz para estar lo más tranquilos posibles. Queremos que venga bien», decía. Sus palabras son las primeras que ha dicho en un medio de comunicación tras el anuncio de la noticia: «Entiendo el interés. Tengo el teléfono absolutamente petado…  Estoy un poco desbordada».

A Jesulín de Ubrique le haría ilusión tener un niño

«El papá va conduciendo a mi lado, pero está muy contento. Está muy bien. Contento, muy bien». El diestro se comunicaba a través del teléfono para confesar que le gustaría que el retoño sea un niño: «Ya tengo dos niñas, me gustaría dos niños. Todavía no sabemos lo que es. A a estas alturas, lo que venga, que venga bien. De verdad me da igual. Me ha pasado en los otros dos embarazos. Lo digo con el corazón: lo único que queremos es que venga bien».

María José Campanario Jesulin de Ubrique embarazo
Gtres

Cuando le han preguntado por la reacción de su hija, Julia Janeiro, Campanario ha respondido de manera tajante: «Mi hija no quiere ser un personaje público y no queremos hablar de ella. Estamos todos muy contentos. Es lo único que te puedo decir». Sí ha hablado, en cambio, de la reacción de la familia al saber que llegará un nuevo miembro al clan. «Los hermanos de Jesús muy bien también. Ellos han actuado con prudencia, han pensado que somos nosotros los que tenemos que hablar. Es así de sencillo y de normal», contaba.

Así afronta su tercer embarazo: «Lo vamos a vivir de manera diferente»

Campanario, de 42 años, ha confesado que la principal ventaja de tener un bebé a esta edad es que «me pilla en un momento en el que mi marido no está viajando constantemente para torear y estaré bastante más acompañada con él. Con la perspectiva de la edad, porque fui mamá muy joven, estoy segura de que lo voy a vivir de una manera diferente».

«De momento no he tenido ningún antojo. Las otras veces tampoco me ha pasado. ¡Voy a tener que inventarme algo!», añadía. Sobre cómo empezó a notar los primeros síntomas, detallaba: «Sí tenía alguna idea en la cabeza, pero no sabía a ciencia cierta que estaba embarazada. Me he enterado hace relativamente poco».

María José Campanario
Gtres

Diagnosticada de fibromialgia desde hace casi una década, Campanario ha explicado que se encuentra muy bien: «Me he encontrado mucho mejor. Esto suele pasar en los pacientes de fibromialgia, que en los primeros meses de embarazo notas una mejoría».

«Jesulín no cambiará pañales»

«Una cosa que sí quiero decir a todos los programas de televisión. No sigáis llamando. Agradecemos a todos el cariño, pero no vamos a poder atender a todo el mundo. Es imposible», apuntaba, antes de seguir aportando nuevos detalles sobre su embarazo. Sincera, feliz y riendo de manera sonora en todo momento, Campanario admitía que no ve a Jesulín realizando determinadas labores como padre. «Nunca cambiará pañales, claro que no. Es experto en doblarlos. Te digo que lo bañará y me ayudará muchísimo, pero cambiar un pañal, no. Por las noches ya le he dicho que lo voy a despertar a él. Aquí, paridad».

Asimismo, adelantaba que piensa amamantar a su bebé: «Sí le voy a dar el pecho. Le he dado el pecho a mis dos hijos. Es maravilloso y muy bueno para ellos. Lo haré el tiempo que pueda». Sobre si se le nota la barriguita o no, hablaba con mucho sentido del humor: «Ya estaba gordita».

No ha habido tema al que Campanario se haya resistido. Incluso ha contestado cuando en el programa de Telecinco le han preguntado si ha pensado ya en el nombre de la criatura. Para elegir nombre del bebé, prefieren «esperar a un poco más adelante». Los dos descartan que se llaman María José o Jesús, porque a la catalana no le gusta que los hijos lleven el nombre de los padres.

María José Campanario
Gtres

¿Y cómo fue el momento de confirmar el embarazo? Es otra de las cuestiones a las que la mujer del Jesulín ha hecho frente: «Con dos lagrimones en los ojos, como una presa. Fue muy emocionante». De momento, el matador «no quiere saber el sexo del bebé», pero a ella sí le gustaría conocerlo: «Yo sí quiero saberlo. La verdad es que estoy muy contenta». 

Un bebé que «ha llegado sin esperarlo»

Por último, revelaba que se trata de un embarazo que no buscaban: «Lo hemos intentado otras veces y no ha llegado y ahora ha llegado sin esperarlo… Yo creo que ya con este bebé puedo cerrar el chiringuito».