Primeras palabras de Antonio Resines tras salir del hospital: "Me han salvado literalmente la vida"

El actor ha enviado un comunicado un día después de recibir el alta para agradecer las muestras de cariño y explicar cómo se encuentra después de 45 días ingresado en el hospital por culpa del Covid-19.

Antonio Resines

Este pasado jueves, Antonio Resines recibía la mejor de la noticias. Y es que recibía el alta después de 48 días ingresado en el hospital Gregorio Marañón de Madrid, donde fue ingresado tras infectarse de Covid-19. Pues bien, un día después, el actor ha querido mandar un comunicado para explicar cómo se encuentra y para agradecer todas las muestras de cariño que ha recibido desde que fuera ingresado el pasado 23 de diciembre.

antonio-resines-destacada

También te interesará

Antonio Resines recibe el alta médica tras 48 días ingresado

"Como ya sabéis por el comunicado que ha difundido el Hospital General Universitario Gregorio Marañón, ayer por la tarde (refiriéndose a este pasado jueves) me dieron el alta hospitalaria, aunque me queda un tiempo de recuperación encasa, para que puedan dar el alta definitiva", empieza diciendo Antonio Resines.

Aún así ha querido dar las gracias, a pesar de que aún no tiene las fuerzas suficientes: "Quería dar las gracias al equipo de la UCI Biblioteca y del pabellón de COVID 4/100, a TODOS (médicos, enfermeras, auxiliares, celadores, limpiadoras...) porque aparte de habernos tratado a mi familia y a mí con un cariño enorme, me han salvado literalmente la vida, porque he pasado momentos más que complicados", continúa.

"Quería dar las gracias a todas las personas anónimas que se han preocupado por mí, me han enviado mensajes de apoyo, han rezado por mí o simplemente me han deseado todo lo mejor. La avalancha ha sido impresionante, y darme cuenta que tanta gente que ni siquiera me conoce me tiene tanto cariño, me ha emocionado profundamente".

Este es el comunicado que ha enviado Antonio Resines tras su alta

Antonio Resines comunicado
@ ANTONIO RESINES.

No se olvida tampoco de sus amigos y compañeros de profesión. Estos últimos han estado dando algunos detalles de cómo se encontraba Antonio: "Han estado puntualmente informados por Ana y por mi hijo Ricardo, porque sé lo pendientes que han estado de los pares y que los han contestado todos los días. Ha sido un soporte fundamental para ellos. Quería dar las gracias a los medios de comunicación por el respeto y el cariño con que han tratado el tema, sobre todo en los momentos más complicados".

"Y por último quería dar las gracias a mi familia y mis íntimos amigos, que sé lo mal que lo han pasado y cómo han apoyado a Ana y Ricardo todo este tiempo", sigue diciendo.

Y para finalizar, Antonio solo lanza un deseo: "Espero estar muy pronto recuperado y poder contestar a todo lo que me preguntéis en persona en vez de a través de un comunicado, pero ahora mismo no tengo otra forma de hacerlo, pues decir más de tres frases seguidas, de momento, me agota. Muchas gracias", termina diciendo. Para finalizar no duda en firmar de su puño y letra para demostrar que tiene algo de energía.

Un proceso largo de recuperación

El hospital en el que ha permanecido ingresado compartía este pasado jueves la noticia del alta del actor. Eso sí, aseguraba que ahora empezaba para Antonio un proceso de recuperación, que lo mantendrá ligado todavía con el hospital. El colaborador de ‘El Hormiguero’ tendrá ahora que someterse «al programa ambulatorio de Atención Post UCI-Covid del Gregorio Marañón», con la finalidad de controlar cómo evoluciona. Este programa ofrece «atención multidisciplinar integral a los pacientes que han permanecido ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos durante periodos prolongados».

Antonio Resines calle
© Gtres.

Para esta nueva etapa de recuperación contará para ello, según declara el propio hospital en el que ha permanecido ingresado, con especialistas de Medicina Interna, Neumología, Enfermedades Infecciosas, Psiquiatría, Rehabilitación y Nutrición. Ahora continúa para Antonio Resines un proceso duro de recuperación después de haber pasado 48 días muy complicados.