La actriz y Miguel Torres han disfrutado de Marbella, un destino especial ya que fue testigo de los inicios de su romance.


La maternidad está repleta de primeras veces. Un revivir de sensaciones que Paula Echevarría está exprimiendo al máximo. La actriz nos está haciendo partícipes de esta etapa tan dulce junto a su bebé, su segundo hijo, el primero en común con Miguel Torres. Esta vez, la pareja ha escapado del ruido de la ciudad para encontrar calma cerca del mar.

Instagram

«El placer de volver a vivir primeras veces…», aseguraba la asturiana. En la imagen publicada, la intérprete se muestra totalmente embelesada mirando el rostro de Miki -como llama cariñosamente a su bebé- que está a punto de cumplir dos meses. Con un mar en calma y una playa desierta, Paula, que llevaba un conjunto dos piezas con falda y top en azul, ha encontrado el mejor escenario para inmortalizar este momento.

Paula Echevarría y Miguel Torres han disfrutado de Marbella. Un destino especial ya que fue testigo de los inicios de su romance cuando el exfutbolista militaba en las filas del Málaga C.F. La intérprete hacía las maletas siempre que podía para estar a su lado. Esta vez también ha estado repleto de momentos para recordar: Comida con amigos, paseos cerca del mar, bellos atardeceres y calma, mucha calma. Un viaje en clave ‘slow’ con su pequeño como el auténtico protagonista.

Instagram

Siempre activa en redes, la asturiana está compartiendo un tiempo de grandes vivencias. Una etapa muy especial también para su hija Daniella, fruto de su matrimonio con David Bustamante, quien la ayuda en todo lo que puede. «Y entonces el corazón se duplica… Y cuando pensé que no podía querer más, que no me cabía más amor.. me di cuenta de que vaya si había sitio para más…», señalaba recientemente.

Poco a poco, Paula también está intentando recuperar su forma física. Comenzó a ejercitarse poco después de dar a luz, siempre asesorada por profesionales, y de forma paulatina. Eso sí, con calma. Rescataba un meme de ‘Los Simpson’ para bromear sobre lo duro que es, en ocasiones, volver a la rutina deportiva: «San Ignacio, San Ignacio, que me baje la barriga sin ir al gimnasio».

Tres años de amor

El nacimiento de Miki ha puesto el broche de oro a la historia de amor entre Paula y Miguel tras tres años juntos. Una relación que surgió cuando la actriz no la esperaba. «Las mejores cosas aparecen cuando no las buscas, la verdad», dijo durante su intervención en ‘Planeta Calleja’. «Estábamos en un momento en el que todo era muy convulso alrededor. Nos encontramos un día, empezamos a hablar por teléfono, primero con algún mensaje, luego a llamarnos y así estuvimos como casi tres meses hasta que nos vimos». Su romance se forjó a fuego lento y a la vieja usanza, tal y como confirmó el exfutbolista: «Tuvimos mucho tiempo para conocernos antes de estar juntos y eso es bueno».