En la vida amorosa del futbolista hay tantas mujeres como goles. O casi. Repasamos su dilatado pasado sentimental, marcado por los escándalos.


La muerte de Diego Armando Maradona ha conmocionado al mundo. El as del fútbol ha fallecido a los 60 años como consecuencia de una parada cardiorrespiratoria en su casa de Tigre, Argentina. Tras su muerte se va uno de los mayores ídolos del deporte rey. Un deportista venerado en el todo el mundo, considerado como un verdadero dios para los forofos del fútbol en su tierra natal.

Según el diario Clarín, poco antes de su muerte el futbolista había sido ingresado 10 días ingresado en una clínica de Buenos Aires con un cuadro de una anemia, deshidratación y con un «bajón anímico». Las pruebas médicas que le hicieron al entrar en el centro hospitalario determinaron que tenía un hematoma subdural, por lo que tuvo que ser intervenido.

La vida de Maradona no solo dio que hablar dentro del campo. Su biografía, propia de un auténtico culebrón, tiene todos los componentes para filmar una película o hacer un serial de Netflix. El argentino se entregó en cuerpo y alma al balón, pero también hizo lo propio con las drogas. Y con las mujeres. Su ‘curriculum’ amoroso da fe de su complejo puzzle amoroso, en el que no faltan exmujeres, novias y amantes. Y, en la mayoría de los casos, cada idilio estuvo acompañado de un escándalo.

GTRES

Su primera relación seria fue con Claudia Villafañe, su novia de toda la vida, con la que contrajo matrimonio el 7 de noviembre de 1989. Tuvieron dos hijas: Dalma (30) y Giannina (28), y se divorciaron en 2003. Tras separarse llegaron las disputas. El jugador la acusó de quedarse con parte de su fortuna, y aquello desató una oleada de acusaciones en los juzgados y en los medios de comunicación argentinos. Él inició un proceso judicial por supuestas irregularidades en la división de bienes gananciales y puso en duda el buen hacer de su esposa en la gestión de su fortuna, así como con la compra de varios inmuebles en Miami.

GTRES

Tras Claudia hubo más mujeres. Muchas más. Citaremos a las más destacadas, porque para hablar de todas casi habría que redactar un larguísimo inventario… Otros de los romances que marcaron su vida fue el que vivió con Verónica Ojeda. Con ella tuvo un hijo, Diego Fernando, nacido en 2013, a quien también denunciaría por publicar fotos del niño en una red social. Su historia de amor se terminó de la noche a la mañana, cuando el deportista la abandonó estando embarazada para irse con la jugadora de fútbol femenino Rocío Oliva.

GTRES

Curiosamente, Maradona tenía la extraña costumbre de denunciar a las mujeres a las que conquistaba tras romper con ellas. El ex futbolista también denunció a Rocío Oliva. La acusó de haberle robado relojes, un ordenador, teléfonos móviles y joyas por valor de 400.000 dólares cuando vivían juntos en los Emiratos Árabes, en julio de 2014. La joven, que permaneció 15 horas detenida tras la denuncia, también lo había acusado a él en varias ocasiones por violencia de género. Lo suyo acabó como el rosario de la aurora después de que, en octubre de 2014, un programa de la televisión argentina difundiera un vídeo en el que se podía ver imágenes de la agresión.

La vida de Maradona, marcada por los vaivenes amorosos

Adonay Fruto es otra de sus sonadas y polémicas exnovias. La cubana, de la que se Maradona se enamoró durante su rehabilitación en Cuba en el año 2004, denunció en su día que Villafañe la había llamado para amenazarla y pedirle que no destruyera el futuro de sus hijas. La caribeña estaba embarazada entonces de gemelos, que perdió.

GTRES

Igualmente importantes en su vida fueron la italiana Cristina Sinagra, madre de su hijo Diego Junior, nacido en 1986 y al que no reconoció hasta los 29 años. O Valeria Sabalain, madre de Jana, nacida en 1996. Maradona conoció a su tercera hija a mediados de 2013, cuando la joven acudió acompañada de su madre a un gimnasio para ver de cerca a su progenitor.

GTRES

En la categoría de amoríos breves cabe citar a Gisela Ramírez Méndez, una escultural bailarina de la comparsa Arandú Beleza. Con ella también hubo espectáculo mediático. Salieron a la luz fotos íntimas que ella le había enviado a él por WhatsApp. También se revelaron unos audios subiditos de tono que se habían intercambiado por teléfono. Así que aquello hizo correr ríos de tinta.

En 2019, Graciela Alfano, una conocida presentadora argentina, revelaba que había mantenido un apasionado romance con Maradona en 1995, cuando estaba casado con su primera mujer, Claudia. «Estuve en la cama con él y la pasé brutal. Cuando Diego está en Maradona es tremendo, difícil, complicado. Pero cuando Diego es Diego, ¡te lo comés! Y yo me lo comí!», confesaba. «La relación duró un par de meses, no me acuerdo si estaba o no con Claudia… Igual, yo pienso que todos somos cornudos. Tampoco me siento mal por lo que hice. En todo caso es un problema de él con su esposa y su familia».

Su idilio con la vocalista del dúo Pimpinela

Otra mujer que marcó un antes y un después en el corazón de Maradona fue Lucía Galán, más conocida por ser la ‘mitad’ del dúo Pimpinela. 30 años después de su ‘affaire’ con el futbolista, la cantante habló de su amor por él en una entrevista. Tuvieron un breve noviazgo en 1982 cuando ambos empezaban sus respectivas carreras. Y en un periodo de crisis entre Maradona y su primera mujer. Ella saltaba a la fama con apenas 21 años junto a su hermano, Joaquín, y él 10 conquistaba los estadios del mundo entero. «Yo creo que los dos estuvimos enamorados», ha reconocido la artista. «Éramos muy chicos y ambos estábamos admirados, el uno del otro. Fue una cosa muy naif». En aquella ocasión, por suerte, no hubo escándalos de por medio.