Los problemas no cesa para Isabel Pantoja, que ahora tiene que hacer frente a un embargo de Hacienda, que podría llevarle a perder parte de Cantora.


Los problemas se le siguen acumulando a Isabel Pantoja. Y es que después de la pérdida de su madre, Doña Ana, a la que estaba muy unida, ahora tiene que hacer frente a un nuevo golpe, que tiene que ver con Cantora. La tonadillera podría perder el lugar en el que vive y en el que se refugia, ya que una nueva deuda pesa sobre ella.

El pasado 9 de noviembre Hacienda anotó un nuevo embargo preventivo por valor de más de 75.000 euros, 75.263,98 euros para ser exactos, sobre la parte de Cantora que está inscrita a nombre de Isabel Pantoja, tal y como publica Lecturas. Pero esto no es el único problema que tiene al que tiene que hacer frente Isabel Pantoja.

Este nuevo embargo hace que la tonadillera esté cada vez más ahogada. Y es que sobre la finca pesan embargos a favor de la Agencia Tributaria por valor de 414.080 euros, tal y como informa el medio anteriormente citado. Pero esos números no son los únicos que quitan el sueño a la tonadillera.

Isabel Pantoja sigue sumando embargos en su peor momento

Isabel Pantoja calle
© Gtres.

En 2015, la tonadillera sacó una hipoteca de 1,1 millones de euros para hacer frente a una deuda millonaria. Esta no la paga desde abril de 2020, según explica este medio. A través de la sociedad Pantomar S.L. tiene una deuda también de 1.295.208 euros, que también recaen sobre la finca Cantora, en la que reside.

Las deudas ahogan a Isabel Pantoja. Sin embargo, ella sigue sin querer pronunciarse sobre su vida y sus problemas, tanto familiares como económicos. Lo que está claro es que si Isabel Pantoja quisiera vender Cantora, para así acabar con estos embargos y deudas, ella no podría recibir nada de dinero por estas ventas.

Una reaparición de lo más discreta

Isabel Pantoja sufrió un importante varapalo como consecuencia de la muerte de su madre el pasado 28 de septiembre. Se producía, además, tras un tiempo muy convulso en lo que respecta a las relaciones familiares. Desde Cantora -donde continúa refugiándose- rompía su silencio hace unos días para tranquilizar a sus seguidores.

La artista ofrecía unas breves declaraciones, en las que dejaba ver que se encontraba bien. Ante las preguntas del reportero quien le cuestionaba cómo se encontraba en este momento ella respondía de la siguiente manera: «Estoy más o menos bien». También quiso subrayar que en cuestión de salud se siente perfectamente. «Gracias a Dios, de salud bien». La cantante insistía en que se encontraba bien, pero no quiso entrar en más detalles. Después se ha dejado ver en El Rocío, Huelva, hasta donde acudía en coche e intentando ocultarse para evitar ser grabada por la prensa que siguió sus pasos hasta allí. En esta ocasión, Isabel Pantoja prefirió no decir nada y salir airosa de este encuentro con los medios de comunicación después de muchos días sin dejarse ver fuera de Cantora.