Kiko Rivera ha empleado las redes sociales en las últimas semanas para lanzar mensajes rotundos a su madre, Isabel Pantoja, con la que está en una guerra mediática sin precedentes.


Kiko Rivera no para. El dj ha llegado ya al millón de seguidores en Instagram, plataforma que está utilizando para mostrar cómo está viviendo toda la guerra con su madre, Isabel Pantoja. Además, aprovecha que está más de actualidad que nunca para mandar mensajes a la cantante a través de sus publicaciones. Eso es lo que ha estado haciendo durante estas últimas semanas.

Este lunes, Kiko Rivera volvía a convertirse en noticia al mandar dos nuevas pullas a su madre. La primera de ellas, a través de los Stories, donde compartía una imagen de él mismo, que animaba con la canción ‘Ni tú ni nadie’ de Fangoria, justo en el momento en el que dice: ‘Mil campanas suenan en mi corazón, que difícil es pedir perdón, ni tú ni nadie puede cambiarme'». 

Esta publicación va sin duda dirigida a su madre, con la que no ha hablado desde hace ya unas semanas. Este pasado domingo, sin ir más lejos, decía públicamente que estaba esperando que su madre le llamara para hablar las cosas, algo que por supuesto no ha pasado todavía.

Kiko Rivera lanza una primera pulla a su madre, Isabel Pantoja

© Redes sociales.

Unos minutos más tardes, ha querido lanzar otro dardo a su madre en su perfil. Lo hacía con una foto en la que aparece riéndose y señalando a alguien con el dedo: «Romero romero romero… que salga lo malo y entre lo bueno. Vamos a empezar a sonreír que la vida es corta… y no quiero perder el tiempo en tristezas! Vamos con ello familia! Os quiero ❤️❤️❤️», decía, repitiendo una vez más que tiene todo más claro que nunca.

Parece que Kiko Rivera está tranquilo a pesar de lo demoledor que ha sido con su madre. Hace unas semanas iniciaba una guerra mediática sin precedentes contra ella, que todavía no se ha pronunciado. Consciente de que su mujer, Irene Rosales, ha pasado un domingo muy duro en su programa, Kiko Rivera entraba en directo para aclarar ciertos aspectos que se han comentado durante el fin de semana. A pesar de que decidía desconectar de todo y no ver nada en los medios, este domingo explicaba algunas cosas. «Es muy difícil y muy duro lo que estamos viviendo en casa. Me duele la mentira», señalaba con rotundidad. Subrayaba que no está motivado por los intereses económicos. «Yo por dinero no lo hago. No quiero dinero, no quiero herencias. No quiero que en un futuro mi madre me deje un marrón y yo a mis hijas». Y se ha mostrado tajante: «La herencia me da igual. Llevó 36 años sin heredar nada de mi padre. Lo que quiero es que mi madre no me deje un pufo».

La segunda pulla iba dirigida con esta foto

© Redes sociales.

Además, ha querido mandarle un claro mensaje a la tonadillera: «Coge las cosas de papá y dáselas a sus hijos. Te vas a sentir mejor contigo misma». El DJ ha recordado que cuando descubrió los sonados trajes de su progenitor tuvo una conversación con la artista. «Intento hablar con mi madre y se pone a la defensiva». Ella le dijo que aquello era suyo, pero él le replicó: «Esto es de los tres hijos de papá». Ha abogado porque este asunto termine, pero señalaba que para ello es preciso una llamada de la artista que no llega. «Lo único que sé es que mi madre me ha engañado durante toda la vida».