Hace tan solo unos días María Pombo desapareció de sus redes sociales. ¿El motivo? Se había sometido a una segunda rinoplastia, pues con la primera operación su nariz, según ella, «se había deformado». Aunque estaba satisfecha con la decisión, la exitosa influencer todavía no había podido ver los resultados de su intervención estética. Ha sido ocho días después de pasar por quirófano cuando su doctor le ha eliminado las vendas y, por fin, ha mostrado públicamente el cambio definitivo a sus seguidores.

[María Pombo desvela por fin el motivo de su desaparición en las redes sociales]

María Pombo

Lo ha hecho a través de varios stories en los que previamente se intuyen los nervios que le acompañan, aunque poco después se muestra encantada con su nueva imagen. «Hay algunos días en los que digo, voy a cambiar muchísimo y otros en los que digo, nada va a ser igual. Es como que no me imagino. Pero luego os la enseño, bueno o no…primero me tengo que adaptar y necesito tiempo para mí. El caso es que hoy es un gran día. Ayer ya me quitaron los puntos y fue un poco molesto, pero hoy ya me quitan la férula», comenzaba diciendo María Pombo a su 1,3 millones de followers.

[María Pombo explota tras las duras críticas de una chica en Instagram]

María Pombo

Consciente de que todavía su nariz debe sufrir algunos cambios, lo cierto es que María se encuentra encantada. «Estoy tan feliz que no os lo puedo explicar», ha dicho la joven en su Instagram. Ya casi no está hinchada y, de hecho, no tiene reparo alguno en posar para la cámara, un auténtico triunfo ya que tan solo han pasado unos días de su retoque. Una actitud muy similar a la de su marido, Pablo Castellano, a quien se le escucha en los vídeos repetir al cirujano «eres muy crack».

María Pombo

A pesar de que María se ha recuperado en un tiempo récord tras su operación, la influencer había detenido en seco su vida. Durante 15 días ha bloqueado su agenda profesional y será próximamente cuando vuelva a retomarla. ¡Felicidades María!