En el estreno de ‘10 Momentos’, el programa de entrevistas conducido por Anne Igartiburu, en Telemadrid, Fran Rivera ha hecho un repaso por los 10 momentos más importantes de su vida: desde la muerte de sus padres, sus bodas con Eugenia Martínez de Irujo y con Lourdes Montes a la relación que mantiene con sus hijos, sus hermanos… o la opinión que tiene de Isabel Pantoja.

Es de sobra conocido la animadversión que siente el torero por la tonadillea. Nunca ha ocultado que la cantante le parece «una mala persona» y una mujer «con el corazón negro». este jueves en el programa de Telemadrid ha vuelto a dejar constancia de ello. Su primera perla contra la artista era una declaración de intenciones: «Si esta mujer se hubiera casado con mi padre no hubiera sido lo que es». Directo a matar.

Cierto es que no le faltan motivos tiene para estar cabreado, dolido e indignado con Isabel Pantoja. Lleva 30 años reclamándole los recuerdos que atesora de su padre, Paquirri,  fallecido el 26 de septiembre de 1984 en la localidad cordobesa de Pozoblanco. En la actualidad ha tirado la toalla y ya no piensa seguir pidiendo lo que le pertenece en los tribunales. «No tengo posibilidad, porque ha prescrito y porque judicialmente es imposible. Sí sé que no voy a llevar a mi hermano a un juzgado«, ha dicho. «A estas alturas no me dan nada».

Fran Rivera denuncia que los recuerdos de su padre «no se han cuidado»

El torero ha revelado que los recuerdos de Paquirri se encuentran en un estado deplorable en Cantora, la finca de Isabel Pantoja. «Lo peor de todo es que esas cosas no las han cuidado», se ha lamentado. «Lo sé perfectamente». Y es que «muchísima gente que lo ha visto y lo han enseñado» se lo ha contado. «Y se han regocijado de enseñarlas. Mira, esto es lo que quiere tu amiga para sus hijos. Pues de aquí no sale. En vídeo no lo he visto, pero hay gente que me lo ha contado». Una de esas personas le contó que «se están comiendo las cosas las ratas, están las cosas podridas».  Y cómo la cantante llegó a decir al mayoral de su finca: «Antes de que cojan las cosas los niños, lo quemo. Para eso hay que ser muy mala gente y hay que tener un corazón muy negro. Si al menos estuvieran cuidadas, por lo menos… Un día mi hermano lo heredará. Él lo tiene cristalino. Ese día mi hermano nos dirá: ‘Oye, venid’. Pero a lo mejor está en un estado que no se puede guardar».

Isabel Pantoja
Telecinco

«Lo que sí, que se sepa quien es cada uno. Y alguien que priva a niños pequeños, con 10 y 7 años, de recuerdos sin valor de su padre, esa persona no quería a su padre. Y que se regodee y se regocije y que reafirme en ese daño, que lo hace… a mí lo que me queda por lo menos que se sepa. He estado muchos años callado, con la esperanza de que si callas algún día tengas un recuerdo. Para nosotros una espada, una montera, un vestido de torear, un macho… tiene mucha representatividad. Y dice mucho. Al principio, cuando empezaba a torear, el haber tenido algo de mi padre, eso era… A mí me hizo llorar muchas veces y muy amargamente, de impotencia. Y eso a mi madre le hizo mucho daño, no haber sido capaz de conseguir cosas en esas cosas para nosotros en esa lucha. Y no se lo voy a perdonar jamás en la vida. Y ya lo que me queda es por lo menos decir: ‘Esta persona es así».

Kiko Rivera terraza
© Redes sociales.

De su hermano Kiko Rivera también ha hablado en su entrevista con Anne Igartuburu. «Somos muy distintos, pero nos unen cosas y la sangre está ahí. Aunque tenemos vidas muy distintas cuando nos necesitamos, estamos. Siempre es importante. Es verdad que el roce da el cariño y nosotros hemos estado mucho tiempo separados. Y ha habido cosas que nos han separado incluso viéndonos, ha recordado. «Mi padre desde arriba y yo creo que él me dice: ‘Quillo, échale un ojo a tu hermano».

«Kiko es un tío que tiene mucho mérito»

«Con todas las circunstancias que ha tenido que lidiar… Kiko es un tío que tiene mucho mérito. Es buena gente y se está labrando su camino como cada uno intentamos», ha subrayado. Sin defender explícitamente a su hermano por haber iniciado una guerra contra su hermano, ha admitido que no ve con malos ojos hablar mal de alguien que esté haciendo mal las cosas, aunque se trata de tu propia madre: «Este país es muy hipócrita y hay cosas que no se pueden decir. Si mi madre o mi padre o mi hermano o mi tía es un cabrón… cada uno en la vida hace lo que puede».