"Ayer fue uno de esos cumpleaños para recordar!! Este año fue oriental", ha afirmado emocionada a través de su perfil de Instagram.


Alba Carrillo ha disfrutado de un gran fin de semana de celebración. La colaboradora soplaba 35 velas y con motivo de esta señalada fecha ha reunido a algunos amigos, entre ellos, varios rostros conocidos cono Estela Grande o Noemí Salazar. Por supuesto no ha faltado su pareja Santi Burgoa ni su hijo Lucas. El pequeño se lo pasó en grande durante esta fiesta con temática oriental en la que se disfrazó como un mini sumo.

Instagram

«Ayer fue uno de esos cumpleaños para recordar!! Este año fue oriental», ha explicado en las redes. Publicaba, además, las imágenes más destacadas de la celebración. El ‘dress code’ marcaba que los invitados debían acudir con kimono, pero hubo alguna despistada que «lo reinterpretó y vino de ibicenca, también vale», bromeaba en alusión a su excompañero de ‘Gran Hermano VIP 7’, Noemí Salazar.

Instagram

La velada contó con todos los ingredientes para ser un auténtico éxito. «Risas, monedas chinas de la suerte, más risas, escritura japonesa con los ojos cerrados, más risas». Sin duda, un día en el que todos se lo pasaron como auténticos enanos. Uno de los que consiguió eclipsar a Alba Carrillo fue su hijo Lucas como un traje hinchable de sumo. El pequeño, de 9 años, fruto de su relación con Fonsi Nieto, se animó incluso a hacer sushi.

La protagonista de la jornada había cuidado los detalles de esta celebración. Ambientó el lugar con velas e incluyó un árbol de los proverbios orientales. No faltó a la fiesta tampoco su madre, Lucía Pariente. En definitiva mucho «amor y gente bonita que hace mi vida muy feliz», como resumía la cumpleañera. Ha sido un fin de semana repleto de emociones para ella. Lo arrancaba con una cena junto a su chico a la que también asistía su compañera Isabel Rábago en uno de los locales de moda de la capital.  «Empiezo el cumple con personas muy especiales», reconocía.

Su pesar

Durante los últimos meses, Alba Carrillo ha defendido a capa y espada a  Rocío Carrasco. Hace tan solo unos días se pronunciaba muy enfadada tras ver que Olga Moreno había ganado ‘Supervivientes’. «Después de años soñando que el bien se acaba imponiendo, siempre gracias a Disney, ayer presenciamos que la sociedad ha involucionado de tal manera que, por primera vez, la madrastra mala ha acabado venciendo», afirmaba en redes.

A modo de fábula mostraba su  malestar por el veredicto de la audiencia que había convertido en ganador a la mujer de Antonio David Flores: «Ayer se cayó el último pétalo sin que la Bestia se enamorara, Blancanieves no recibió el beso de amor para despertar, Bambi perdió a su madre y se fue de fiesta, Dumbo siguió siendo ridiculizado en la pista del circo…». Concluía este ‘post’ con este pesar: «Ya no creo en los cuentos, ya no hay finales moralizantes y edificantes. La moraleja es: Protegeos, vienen tiempos muy difíciles».