A sus diez semanas de embarazo, la hija de Kiko Matamoros ha aprovechado el fin de semana para hacer una pequeña escapada a Ibiza.


Laura Matamoros está pasando por una de las etapas más dulces de su vida después de que hace unas semanas anunciara que está esperando a su segundo hijo en común con Benji Aparicio. En medio de esta feliz noticia, la hija de Kiko Matamoros ha aprovechado el fin de semana para hacer una escapada a Ibiza para desconectar de su rutina diaria y del ruido de la capital española.

Redes sociales

A sus diez semanas de embarazo, Laura Matamoros ha aprovechado el fin de semana para hacer una pequeña escapada a Ibiza con una buena amiga. A pesar de que todo indicaba que pasarían unos divertidos días bajo el sol, lo cierto es que el buen tiempo no les ha acompañado. Aún así, las dos amigas han hecho multitud de planes para disfrutar de todas las instalaciones de la casa en la que se está alojando en la isla balear, así como de los múltiple lugares de esta.

La hija de Kiko Matamoros ha hecho partícipes a todos sus seguidores de todos y cada uno de sus pasos por Ibiza. Así, gracias a su cuenta de Instagram hemos podido ser testigos de la divertida comida que tuvieron en la isla balear y del posterior helado que esta se tomó. Entre bromas, la influencer aseguraba que no había parado de comer desde que llegó a su destino y el postre de ese día era la prueba fehaciente de bien que se lo estaba pasando en sus merecidas vacaciones. «Huele a niña«, decía entre bromas.

A pesar de que le han intentado poner buena cara al mal tiempo, lo cierto es que se han quedado con un mal sabor de boca en uno de sus últimos días en Ibiza después de que empezara a diluviar. «Decían que iba a llover en toda España, mirad», explicaba mientras que mostraba como las gotas de lluvia caían en la espectacular piscina que presidía la casa en la que se están quedando en estos días.

Tras darse una tercera oportunidad, Laura Matamoros y Benji Aparicio han vuelto a apostar todo para que su relación sentimental funcione. Ambos están contentos con la familia imperfecta que han formado y así lo ha explicado la influencer en más de una ocasión a través de sus redes sociales. Especialmente, después de su ruptura cuando ella se enteró de su estado. Según contó el orgulloso abuelo, ha sido un niño muy buscado, ya que querían darle un hermanito a Mati desde hacía tiempo, aunque todavía se desconoce el sexo de su futuro bebé.

Quiere vivir este embarazo con tranquilidad

© Redes sociales.

«Me emociono porque lo quería desde hace mucho tiempo. Me hace muy feliz. Muchos vais a cuestionar cómo es la situación. Gracias a Dios puedo decir que soy muy fértil, estoy muy agradecida a este momento que estoy viviendo. Para mí conseguir crear una familia imperfecta, aunque esté de siete semanas, hubiese sido mejor contarlo más adelante, pero ha sido así», sentenciaba tras anunciar su segundo embarazo y pedía tranquilidad y respeto para poder vivir este segundo embarazo de la mejor de las maneras.