«Ha llegado el momento de parar esto porque está haciendo daño a la familia», ha asegurado muy afectada Carmen Borrego.


La relación entre Carmen Borrego y Alejandra Rubio lleva meses estando en el punto de mira. Tras las recientes declaraciones de Terelu Campos quien se mostraba muy dolida por la situación, su hermana ha tomado una importante determinación. «Quiero que quede claro que hoy se acaba esta tontería. Hay problemas muy importantes en la vida como para de una tontería crear un problema familiar», ha manifestado.

Telecinco

La colaboradora comenzaba asegurando que llevaba mucho tiempo pensando lo que iba a decir esta tarde durante su intervención en ‘Viva la vida’. «No tiene nada que ver con lo que dijo ayer mi hermana». Ha explicado que considera que es el momento de que este conflicto llegue a su fin: «Tengo una madre, una hermana y unos hijos que lo están pasando mal».

Aunque la relación con su sobrina ha estado en entredicho durante los últimos meses, ha insistido en que no existe ningún conflicto entre ambas. «Yo a mi sobrina la quiero y siempre la voy a querer, no tengo absolutamente ningún problema con ella». Explicaba que no deseaba volver a protagonizar un enfrentamiento televisivo. «Ha llegado el momento de parar esto porque está haciendo daño a la familia».

Montaje SEMANA

Carmen Borrego ha matizado que, quizás, no hayan sabido gestionar ciertos temas, pero que su único objetivo ahora es no «volver a ver sufrir ni a mi madre, ni a nadie más de mi familia». También ha explicado que algo que «no tiene importancia, sale de madre, y se convierte en un conflicto familiar». 

Por su parte, Alejandra Rubio ha quitado hierro al asunto, señalado que en televisión «todo se magnifica», pero que no es para tanto. Respecto a la reacción que tuvo su madre, quien se mostró muy sentida, se ha sorprendido al verla de esta manera. Concluía recordando que no existe ningún problema «importante» con su tía: «Al menos para mí». 

El sentido mensaje de Terelu

Terelu confesó el pasado sábado que no le había gustado ver el último enfrentamiento entre su hermana e hija en televisión. Añadía que no entendía la reacción de ninguna de las dos. «Siempre había sido una relación estupenda. Cuando no entiendo las cosas, me descoloco. Lo que siento es una profundísima tristeza. El tarro de las tristezas hoy lo tengo superado. No lo comprendo».

Telecinco

Aprovechaba para explicar que siempre habían mantenido una relación estupenda y que era conocedora de que se quieren «muchísimo». «No sé qué les está pasando. No alcanzo a comprenderlo». Nuevamente, les imploraba que se diesen una tregua porque esta situación le estaba produciendo un profundo «dolor y tristeza», a partes iguales: «Necesito ya de las dos una ayuda». Unas palabras que, finalmente, han tenido una respuesta positiva por parte de ambas.