Este miércoles, Ana Peleteiro ha visitado el plató de ‘El Hormiguero’ para hablar del proyecto que la va a tener ocupada en los próximos meses. La atleta y medallista olímpica, que acaba de anunciar que está embarazada, no ha podido ocultar sus nervios al arrancar su entrevista con Pablo Motos. «Es que venimos dos hoy», ha dicho. El presentador le ha pedido que muestre su barriguita, y ella no ha dudado en mostrar ante las cámaras su figura. Está de tres meses y está encantada. «No es mi barriga de bronce olímpico», ha bromeado. «Lo flipo contigo», le ha contestado el presentador. Así ha comenzado una entrevista en la que su próxima maternidad ha sido la protagonista del encuentro. Incluso ha revelado cuáles son las primeras molestias: «Soy buena embarazada, pero siempre me quejo… Tengo muchísimo sueño. Antes no dormía siesta y ahora sí. Ahora me levanto por las noches seis veces para ir a baño, pero creo que es psicológico todo porque soy hipocondriaca. Y las náuseas son lo peor, pero me fisio me ha hecho terapia craneal con terapia miofascial y se me quitaron».
Ana Peleteiro (1)
Antena 3
La deportista tendrá a su primer hijo el próximo mes de diciembre. A pesar de ser mamá, quiere continuar con su carrera deportiva en 2023. Para lograrlo, sabe que ha de prepararse a conciencia. El parto «conlleva una recuperación física, pero si consigues entrenar durante el embarazo, tener el cuerpo preparado, tener el suelo pélvico preparado y ser una persona activa» se puede conseguir estar en plena forma para la competición de élite: «Solo pienso en recuperarme y jugar el año que viene. Si no llego tampoco pasa nada». Su mayor deseo es «dar a luz que sea de la forma más natural posible y luego ponerse a tope». Luego, cuando ya tenga a su bebé, le encantaría verse en París, donde actualmente vive, «con mi hijo en la grada».
«¿Cómo te imaginas como mamá?», le ha preguntado Pablo Motos. Ana Peleteiro le ha contestado: «De las de toda la vida, de las de pueblo y muy normal, muy común. Yo soy primeriza, pero Benjamín y cuando se me vaya un poco la pinza me lo dirá». Al hablar de su pareja, el también atleta de triple salto, Benjamín Compaoré, no ha ocultado lo enamorada que está: «Sé que es un padrazo y que un día te puedes separar. ¿Que es pronto para ser padres juntos? Puede ser, depende de lo que sea pronto para una persona. Pero si nuestro amor un día se acaba no me arrepentiré porque es un padre impresionante y una persona maravillosa».
Peleteiro llevaba tiempo sin tomar anticonceptivos, pero nunca imaginó que se iba a quedar embarazada tan pronto: «No nos esperábamos que fuera tan rápido. En las redes solo me salían mujeres embarazadas o infértiles. Llevo mucho tiempo buscando, sin tomar la píldora. Lo normal es que no te quedes embarazada. Yo no quería ir con prisas. Un día me levanté con unas náuseas. Y me fui a Portugal, tan feliz. Él me dijo convencidísimo: estás embarazada».
Sobre el sexo del bebé, ha explicado: «Creo que es un niño por el calendario chino, según el mes de la madre y el mes de concepción. Lo busqué y me ponía 93% de fiabilidad. ¡Buscadlo en Google!». Al final de su charla con Pablo Motos ha hablado del racismo, y por ello ha lanzado un mensaje a los más jóvenes: «Le diría que estén seguros de sí mismos, que no tengan miedo de un compañero de clase que se meta con ellos, que pidan ayuda al director del centro y que no tengan vergüenza de ser quienes son. Yo soy adoptada, pero estoy orgullosa de mi pasado biológico y de mi pasado familiar».
Vídeo: Redes sociales

Fue el pasado 6 de junio cuando Ana Peleteiro anunció su embarazo en las redes sociales. Allí compartió una emotiva carta dedicada a su pareja. «Me enamoré de ti hace muchos años atrás, pero la vida decidió que no era nuestro momento. 5 años más tarde, lo volví a hacer, pero esta vez de una forma completamente diferente. Meses después me enamoré de la forma en la que tratabas a tus hijas, en cómo te desvivías por ser el mejor papá y del amor incondicional que tenías por ellas, sin dejar de ser el novio más bueno y atento del mundo», decía. «Ocho meses más tarde de nuestra “segunda oportunidad”, la vida nos sorprende con lo más bonito y con aquello que queremos y deseamos desde el primer día. Vamos a ser papás, de un bebé precios@, que nacerá rodead@ de muchísima gente que lo va a amar y a cuidar. Estamos viviendo un sueño».