Alba Díaz comienza su nueva etapa en París con una compañía inmejorable

Alba Díaz comienza su nueva andadura en la ciudad del amor y como compañera de viaje no ha podido tener mejor persona: Vicky Martín Berrocal.

Au revoir, Madrid! Como si de una ciudadana francesa más se tratara, Alba Díaz ya ha llegado a París para empezar su nueva vida allí. Se despidió de la ciudad que la vio nacer, crecer y donde ha ido cimentando lo que hoy en día es. A su lado, como compañera infatigable de andanzas, la persona que mejor la comprende. Estos son los primeros pasos de la modelo en la ciudad de la Torre Eiffel.

15Adiós a España

Alba Díaz se marchó a París en el día más lluvioso de los últimos meses en Madrid. Un cielo gris que incentivaba la nostalgia y cierta tristeza que a uno le invade cuando deja la tierra que le vio nacer. ¿Quién iba con ella en el coche camino del aeropuerto?

14Rumbo a un sueño

Ese es el avión que transportó a la joven a la capital francesa, un vuelo que llevaba muchos meses esperando coger y que la embarcó camino de un nuevo proyecto de vida en París, donde cursará sus estudios dobles de ‘Business & Comunication’.

13Vicky Martín Berrocal, en las buenas y en las malas

Alba Díaz no viajó sola. Su madre ha querido estar a su lado en estos primeros días en París para hacerle la aclimatación más llevadera. Vicky Martín Berrocal se va a quedar allí tres días que le vendrán de lujo a la joven.

12La emotiva dedicatoria de una madre

Antes de marcharse junto a su hija, la diseñadora andaluza quiso mandar un bonito mensaje a Alba Díaz en redes: «Hoy empieza una nueva etapa en tu vida, pero no olvides nunca que yo no te suelto de la mano. Te quiero, Alba. París te espera… Au revoir mon amour».

11A Alba Díaz le esperan días intensos

A su llegada al aeropuerto de la ciudad francesa, Alba Díaz quiso compartir con todos los seguidores su profundo cansancio. Pese a que es un viaje corto, todas las emociones y nerviosismo vividos hicieron mella en su estado físico.

10Una nueva vida en París

Desde ya, Alba Díaz deberá aprender a volar sola y valerse por sí misma, sin la compañía de los suyos. Todo un reto personal que la enriquecerá como persona.

9Las despedidas son siempre duras

A buen seguro que una de las cosas que peor ha llevado de dejar España es decir ‘hasta pronto’ a su novio, Javier Calle. La dedicatoria que le hizo en Instagram habla por sí sola: «Y a ti que te voy a decir? Gracias por aparecer en mi vida, por no soltarme jamás, por enseñarme tanto en tan poco, por cuidarme como me cuidas y hacerme ser mejor persona! Gracias por enseñarme lo que es el amor puro y sincero, por sacarme una sonrisa cuando la he necesitado, por entenderme y entender mis 19 añitos y todo lo que eso conlleva, porque cada vez que te miro es como si fuera la primera vez… por ser tan noble, humilde y desvivirte por mi y los míos! Por hacerme vivir los mejores 8 meses de mi vida! Te quiero javi! Gracias! Te veo prontito!🖤»

8La prueba de fuego

Alba y Javier han llevado bien la distancia que les separa gracias a los increíbles viajes que han hecho y también a la facilidad para moverse de uno y de otro. Sin embargo, ahora ponen tierra de por medio entre la Marbella del empresario y la París donde Alba va a crecer como profesional y como persona. ¿Lo superarán?

7El adiós a Virginia Troconis

En clave despedida, también es destacable la que ha Alba Díaz tributó a una de las mujeres más importantes de su vida, la mujer de su padre, Virginia Troconis. La venezolana es como una segunda madre para Alba.

6Aclimatación a la ciudad del amor

Estos meses atrás, la hija de ‘El Cordobés’ ha visitado París para empezar a tomar contacto con la imponente ciudad que la acogerá los próximos meses. Una de las cosas que más le han gustado han sido los crepes.

5Un verano atípico

Alba Díaz comenzó un verano diferente a todos los anteriores. Sabía que tenía que aprovechar cada instante al lado de los suyos porque ahora estaría varios meses sin verlos. Ha estado en Marbella, Sevilla o el Algarve portugués.

4Reflexión, nostalgia e ilusión

Durante todos los meses de vacaciones, le ha dado tiempo a pensar detenidamente acerca de su futuro más inmediato y a experimental un ajedrez de sensaciones y sentimientos que pronto se irá poniendo en orden.

3Volverá más formada y experimentada

De eso no cabe duda. La valentía de emprender un proyecto en el extranjero siempre supone una manera de madurar y desarrollarse a pasos agigantados. Alba Díaz volverá con más fuerza que nunca.

2Expuesta a la crítica

Desde que cumpliese la mayoría de edad, Díaz ha hecho frente a múltiples críticas por su estilo de vida, por sus viajes a diferentes rincones del mundo y -quizás- también por ser hija de quien es. Ella siempre se ha posicionado lejos del conflicto y de la polémica.

1Un armario que despierta envidias

Otro de los puntos clave para entender el ascenso meteórico de Alba Díaz es en su gusto por las prendas tendencia. Es capaz de agotar un vestido que se ponga en pocas horas. Algo que habla bien de la elección de sus looks.