La casa real de Dinamarca acaba de confirmar públicamente que Mary de Dinamarca ha dado positivo en coronavirus este miércoles.


El coronavirus sigue haciendo de las suyas. Cuando quedan apenas unos días para celebrar la Navidad en familia, el número de contagios por Covid-19 siguen en aumento en Europa. Ahora acabamos de conocer que Mary de Dinamarca ha dado positivo este miércoles en coronavirus. Así lo ha confirmado la casa real de Dinamarca.

Tal y como ha desvelado también la casa real, Mary de Dinamarca se encuentra aislada en el palacio de Amalienborg, en Copenhague. Sigue las indicaciones de la Agencia Danesa para la seguridad del paciente, que le obliga a permanecer confinada en solitario hasta que sea negativo. Su marido y sus hijos están separados de ella porque no han dado positivo.

Hay que recordar que la situación de Europa en cuanto al avance del virus preocupa mucho a todos. Y es que la sexta ola está dejando mucho contagios, sobre todo en Dinamarca, donde ya hay una tasa de incidencia de 1.100 casos por cada 100.000 habitantes.

Mary de Dinamarca se encuentra aislada de toda su familia

© Gtres.

Mary de Dinamarca reapareció por última vez el pasado 1 de diciembre, en compañía de sus hijos. Ahora se encuentra aislada hasta que pasen unos días y la prueba le dé negativo. En ese momento, la princesa podrá retomar de nuevo su agenda de compromisos. Hace unos días la veíamos acudir con tres de sus hijos a ver el ballet ‘La reina de las nieves’, una obra en la que la reina Margarita fue la encargada de diseñar el vestuario y la escenografía.

Mientras llega el momento de celebrar la Navidad en familia, Mary espera llegar a las fiestas recuperada y siendo negativo. Hay que recordar que podrá pasarlas con su hijo, Christian de Dinamarca, que se instaló en agosto en un internado. El primogénito de los príncipes Federico y Mary lleva ya unos meses internado. El martes 10 de agosto fue el gran día. Se puso el uniforme de gala (traje azul marino con el escudo y corbata de rayas) y se desplazó junto a sus padres hasta el centro Herlufshom Gymnasium, en Naestved, situado a unos 80 kilómetros de Copenhague. Una vez allí hicieron el tradicional posado de presentación, como corresponde a un miembro de la realeza y futuro rey de Dinamarca.