Este martes la infanta Cristina acaparó todas las miradas. ¿El motivo? El nuevo giro profesional que había dado su vida tras más de 26 años ligada a La Caixa. Un acuerdo al que había llegado con la Fundación y cuya salida se formalizó en una reunión del Patronato, aunque esta no será efectiva hasta dentro de unos meses. De este modo, se quedará tan solo en la fundación de Aga Khan, la cual está centrada en reunir «recursos humanos, financieros y técnicos para abordar los desafíos que enfrentan las comunidades más pobres y marginadas del mundo». Sin embargo, no todo es tan idílico como algunos se podrían llegar a imaginar.

[El giro profesional que ha dado la infanta Cristina a su vida: deja La Caixa]

Y es que el Aga Khan también se encuentra en un período de cambios. Tanto es así que, según revela ‘Look’, acaba de poner fin a uno de los acuerdos más relevantes que tenía, llegando a romper relaciones con el Castillo de Chantilly. Así las cosas, el Príncipe deja su patronazgo después de que estableciera una fundación para su rehabilitación y lo hace antes de lo esperado, pues estaba previsto que estuvieran unidos hasta el año 2025. Un vínculo que acaba «por motivos personales» y al que pone fin después de invertir más de 70 millones de euros en mejorarlo.

¿Obligada la infanta Cristina a cambiar de residencia?

[Iñaki Urdangarin y su familia regresan a casa en su tercer día de permiso penitenciario]

Por otro lado, cabe destacar que la sede está en Lisboa, hecho que quién sabe si podría a obligarla cambiar una vez más de rumbo y de residencia. Aunque, por el momento, todo son incógnitas, lo cierto es que este nuevo giro podría cambiar la vida de la infanta Cristina de manera radical. Más aún si se tiene en cuenta que cada vez son menos en su residencia familiar.