El hijo del duque de Sevilla llegaba al altar acompañado por su hermana, Olivia de Borbón, que ejercía como madrina.


Después de pasar unos meses difíciles a raíz de la muerte de su madre y hermana (con tan solo un mes de diferencia), Francisco Joaquín de Borbón von Hardenberg ha vivido este sábado uno de los días más importantes de su vida. El hijo del duque de Sevilla y su pareja, Sophie Elizabeth Karoly, se han dado el «Sí, quiero» en una boda de cuento de hadas celebrada en la Catedral de Santa María de la Sede de Sevilla.

Gtres

Francisco de Borbón y Sophie Karoly han contraído matrimonio este sábado en Sevilla y han puesto el broche de oro a su relación de casi cuatro años. Un enlace de ensueño en el que el hijo de los ya marido y mujer, Francisco Máximo de Bordón Karoly, ha sido uno de los grandes protagonistas de la jornada.

El hijo del duque de Sevilla llegaba a la iglesia sevillana acompañado por su hermana, Olivia de Borbón, quien ejercía de madrina con un vestido midi de color verde esmeralda de manga larga diseñado por Roberto Díaz, a juego con el uniforme de la Orden Militar y Hospitalaria de San Lázaro de Jerusalén que vestía el novio. Un día lleno de emociones para el novio, que llegaba al templo de lo más emocionado y sin poder evitar dirigir su mirada al cielo en claro recuerdo a su madre y su hermana.

Minutos después de que hiciera su entrada Francisco de Borbón, la novia llegaba al templo del brazo de su padrino con un espectacular y voluminoso vestido de volantes con escote de corazón. Antes de reunirse con su ya marido en el altar de la iglesia, sus cinco damas de honor colocaban el larguísimo velo de la novia detrás del que se ocultaba.

La pareja ha sellado su amor frente a un buen número de invitados. Entre ellos, se encontraba Julián Porras-Figueroa, quien posaba sonriente con su mujer, Olivia de Borbón, con quien celebraba hace unos días su aniversario. Además, Manuel Martos también ha sido testigo de uno de los días más importantes para Francisco de Borbón, así como el primo del novio, Alfonso de Borbón, o los empresarios Marius Langlete y Thomas Kramer.

Un día antes de que la pareja se diera el «Sí, quiero», el hijo del duque de Sevilla y de Beatriz von Handerberg celebraba una divertida preboda junto a su prometida y sus seres queridos en la capital hispalense en la Casa Pilatos. Hasta allí, los ya marido y mujer llegaban de lo más sonriente y con un look de lo más flamenco. En concreto, Sophie Karoly lucía un vestido de flamenco blanco y asimétrico con mucha pedrería y algún que otro bordado floral.

Una alegría para la familia en medio de dos fuertes varapalos

Este sábado, la familia celebrará por todo lo alto el enlace después de un año de intenso duelo y con un recuerdo a la madre y hermana del novio muy presente. Beatriz von Hardenberg Fürstenberg, primera esposa del duque de Sevilla, fallecía en marzo de 2020, en plena pandemia, a causa de una dolencia pulmonar. Un mes antes, la familia daba su último adiós a Cristina de Borbón, que moría a los 44 años tras sufrir un accidente de tráfico.