Charlène de Mónaco se ha sincerado en una entrevista a un programa de radio y ha relatado cómo se siente tras meses alejada de su marido.


Muchos han sido los rumores que han distanciado a Alberto de Mónaco y la princesa Charlène. Más aún si se tiene en cuenta que no ha vuelto de Sudáfrica desde que se fuera en abril a un viaje con el fin de proteger a los rinocerontes. Desde entonces, no ha podido volver del país debido a un problema de salud que le ha impedido volar, por lo que se ha visto obligada a pasar su aniversario a miles de kilómetros. Consciente de que esto no ha hecho si no disparar las especulaciones de una crisis, la exnadadora ha aclarado cómo se encuentra al estar lejos de su marido y sus hijos. «Lo que ha sido extremadamente difícil es que me dijo el equipo médico que no podía volver para mi décimo aniversario de boda. Alberto es el principal pilar de mi vida y mi fuerza, sin su amor y apoyo no habría podido superar este momento tan doloroso», ha dicho.

En una entrevista concedida a una radio de su país, Channel24, ha explicado que su vuelta a Mónaco no será pronto. Al parecer, Charlène de Mónaco sigue en tratamiento tras haberse sometido hasta a dos cirugías en los últimos meses y, de momento, debe permanecer en reposo hasta que se encuentre bien y pueda volver a su rutina. Jamás hubiera esperado que su periplo iba a demorarse tanto tiempo y mucho menos que tendrían que pasar el décimo aniversario separados. Este problema de salud que le ha afectado a oídos, laringe y nariz, está siendo mucho más difícil de lo que ella imaginaba, pero ahora le toca ser paciente.

Gtres.

No obstante, esta no es ni mucho menos su única declaración de amor en los últimos días.  «A nuestras familias, amigos y seres queridos, gracias por vuestro amor y apoyo, por la generosidad que hemos recibido durante una década de matrimonio. Con agradecimiento seguimos trabajando con nuestras fundaciones. Gracias por los regalos de aniversario, por vuestra generosidad y confianza. Con todo nuestro amor y respeto», dijo en su aniversario. De este modo, desmintió cualquier crisis entre ellos y es que ella mantiene que todo está bien en la pareja, aunque en más de una ocasión hayan copado titulares por lo contrario. Su delicada salud en este momento le angustia, sin embargo, sabe que su regreso llegará en algún momento.

«Este año será el primero que no estaré con mi marido en nuestro aniversario en julio, lo que es difícil y me entristece», comenta. No les queda más remedio que seguir las indicaciones de los médicos y, a día de hoy, es una incógnita saber cuando volverán a reencontrarse y, sobre todo, dónde.