La reina Sofía ha reaparecido públicamente esta semana para acudir a la fundación que lleva su nombre y sumarse a la lucha contra el coronavirus.


La reina Sofía, al igual que su hijo el rey Felipe, está muy implicada en la lucha contra el coronavirus. Esta misma semana reaparecía públicamente en Madrid y lo hacía para presidir una reunión de trabajo del Comité Ejecutivo de la Fundación Reina Sofía cuyo objetivo era «impulsar actuaciones que ayuden a paliar la crisis de la Covid-19». En concreto, este encuentro tuvo lugar el martes 14 de julio y en él se realizó un seguimiento de los acuerdos tomados en la reunión del Patronato, así como en la aprobación de las nuevas actividades que ayuden a paliar la crisis económica y social. Sin embargo, hasta el jueves no se publicaron las fotografías en su página web.

En ella se trataron diferentes puntos, pero entre ellos destaca la campaña de ‘La Operación Frío‘, cuyo fin no era otro que conseguir que los Bancos de Alimentos de nuestro país tuvieran la posibilidad de tener equipos de refrigeración para conservar alimentos frescos. Su ayuda comienza siendo de 100.000 euros y, por otro lado, se trató que debían recibir otras ayudas durante la operación anual de recogida de alimentos en la época de otoño. No sin antes estudiar a fondo cuál es el mejor método para ello tras la pandemia, algo en lo que la propia reina Sofía insistió.  Así las cosas, centraron su atención también en la búsqueda de organizaciones para apoyar a los indígenas en la Amazonía en estos tiempos convulsos y en la búsqueda de una vacuna que, por fin, acabe con el coronavirus. Una vez aclarados todos los asuntos, se comentó que en el mes de septiembre se retomarán las reuniones para ver cómo han avanzado estas actividades.

Fundación Reina Sofía

Junto al artículo en el que revelan los puntos que se trataron, hay un total de cinco fotografías en las que se puede ver a la reina Sofía con un outfit discreto y sobrio y, por supuesto, luciendo una mascarilla y tratando de guardar la distancia necesaria con el resto de personas presentes. Y, aunque es cierto que todas sus apariciones son noticia, esta lo es aún más si se tiene en cuenta el momento que vive su marido, el rey Juan Carlos. Se desconoce si el Emérito dejará de formar o no parte de la Corona, por lo que de manera indirecta la atención también está fijada en la reina Sofía.

Y es que, cabe recordar que mientras el Rey decide y medita qué sucede con su padre, en el estado de alarma reveló que le retiraba la asignación a su progenitor. Antes de que se cumpliera un año desde que el propio don Juan Carlos se retirara de la vida pública y después de varios escándalos, su hijo, además de eliminarle el ‘sueldo’ al rey Juan Carlos, también renunció a su herencia.

Fundación Reina Sofía

Desde que estalló la pandemia doña Sofía solo ha sido vista en dos ocasiones: el pasado 5 de junio en una reunión de su fundación y ahora, una vez más, en una reunión de trabajo. Previamente y antes del estado de alarma, la madre del rey Felipe se acercó a comienzos del mes de marzo al Cristo de Medinaceli y desde entonces muy pocas han sido las ocasiones en las que se ha dejado ver.

El último acto de los Reyes

Este jueves en torno a las 9 de la mañana, la Plaza de Armería, en el Palacio Real de Madrid, se ha celebrado el homenaje de Estado por las víctimas fallecidas a causa del coronavirus, además de reconocer el trabajo de todas aquellas personas que estuvieron en la primera línea durante el confinamiento. Un acto solemne presidido por los Reyes, Felipe Letizia, y sus hijas, la princesa Leonor y la infanta Sofía. Precisamente han sido dos miembros de la Familia Real quienes han dejado una imagen muy acorde a lo que estamos viviendo.

El descuido del Rey Felipe que ha ‘salvado’ la princesa Leonor

Como cabe recordar es obligatorio llevar las mascarillas en todo el país cuando no se pueda tener la distancia social de metro y medio. Incluso en algunas Comunidades Autónomas la mascarilla es obligatoria a pesar de tener la distancia. Ahora bien, todos los asistentes, dando ejemplo, han llegado a Palacio portando sus mascarillas, incluido los miembros de la Familia Real. Pero al sentarse en su sitio, el Rey Felipe se la ha quitado y se la ha guardado en el bolsillo interior de su traje de chaqueta. Algo por lo que su hija, la princesa Leonor le ha llamado la atención.

La heredera al trono se ha dado cuenta del descuido de su padre, el Rey, y ha querido avisarle de que debía ponerse la mascarilla. Las cámaras han captado el momento precioso en el que Leonor «ordena» a su padre que se ponga el accesorio obligatorio para evitar el contagio y la propagación del coronavirus. Acto seguido, Felipe ha sacado su mascarilla y se la ha colocado de la manera correcta, dando así la futura Reina una lección y siendo ejemplo para todos los españoles.