El hijo de Constantino y Ana María de Grecia y Nina Flohr han protagonizado un romántico «sí, quiero» en la Catedral de Atenas.


A pocas horas del comienzo la boda de Philippos de Grecia y Nina Flohr en la Catedral de la Anunciación de Santa María Atenas, la ya catalogada como la gran boda griega del año, han comenzado a hacer su entrada los invitados al enlace. Hasta el tempo hemos podido ver a Elena de Borbón y Beatriz de York, quienes han sido de las primeras en llegar hasta el enlace. ¡Todo está listo para que el hijo de Constantino y Ana María de Grecia y su prometida se conviertan en marido y mujer!

© Gtres

Pocos minutos después de las cuatro de la tarde, Beatriz de York y su marido, Edoardo Mapelli, llegaban a la Catedral de la Anunciación de Santa María Atenas para asistir a la boda de Philippos de Grecia y Nina Flohr. La hija de Sarah Ferguson y el príncipe Andrés se dejaba ver de lo más sonriente en una de sus primeras apariciones públicas después de que el pasado 20 de septiembre diera la bienvenida a su primera hija, Sienna Elizabeth.

Poco después hacía su entrada Elena de Borbón a esta boda de cuento de hadas y que sirve como una auténtica cumbre para los royals europeos. Para la hermana del Rey Felipe VI es un día de lo más especial porque va a poder disfrutar en primera persona de la boda de su primo.

Todos los amigos y familiares han ido desfilando por la gran alfombra azul que se ha desplegado a la entrada de la catedral. Así hemos podido ver al fotógrafo de moda Nikolai von Bismarck, Sassa de Osma y su marido, Christian de Hannover, Tatiana Santo Domingo y Andrea Casiraghi, además de Ekaterina, mujer de Ernst August de Hannover, quien ha dejado a todos boquiabiertos con su espectacular look. Además de todos ellos, también han estado presentes Eugenia de York junto a su marido, Jack Brooksbank, la Princesa Alexia de Grecia junto a su marido, Carlos Morales, y un sinfín de aristócratas y celebrities.

© Gtres

Después de que su hija llegara al templo de Atenas, la Reina Sofía hacía su entrada acompañada por su hermana Irene y se paraban junto a su sobrino, Pablo de Grecia, el orgulloso hermano del novio. Sin lugar a dudas, será un día de lo más emotivo para la reina emérita que verá como el hijo de su hermano le da el «sí, quiero» a su alma gemela de su vida en el mismo templo en el que ella selló su amó con el Rey Juan Carlos I.

Una boda que durará tres días

Esta boda durará un total de tres días. Porque a los festejos del viernes y del sábado se suma la comida que ofrecerá Constantino a los miembros de las casas reales que asistan al gran día en el Club Náutico del Pireo de Atenas. Esta jornada pondrá el broche de oro a un enlace que promete ser histórico y que convertirá a Nina Flohr, directora creativa de VistaJet, en una ‘royal’ más.