El 24 de octubre será un día que Sonsoles Ónega no olvidará jamás. Ese día se ha puesto al frente de su nuevo programa, ‘Y ahora Sonsoles’. Un espacio que lleva preparando meses y con el que arranca una prometedora etapa en Atresmedia tras un largo e intenso periplo profesional en Mediaset. Lo que no imaginaba la periodista y escritora es que en su debut en Antena 3. Y es que, casi a la misma hora que ella se ponía ante las cámaras, doña Letizia  le ha hecho un regalazo. Sí, un regalo sin parangón. La reina, íntima de la presentadora (estudiaron juntas la carrera de Ciencias de la Información), se ha dejado ver en el Teatro Real de Madrid con un escote de espalda que quita el hipo. Muchos os preguntaréis: ¿Dónde está el regalo de la soberana a su antigua compañera de facultad? Se trata de un obsequio tan sutil como efectivo. Y es que el osado atuendo que ha lucido ha sido el detalle más comentado de la jornada… y que, por supuesto, ha sido objeto de debate en el espacio de Ónega. Si esto parece poco, la soberana le a hecho otro regalo, esta vez mucho más explícito, a su amiga. ¡Le ha mandado un beso en directo!

Letizia, en constante contacto con Sonsoles Ónega, sabía perfectamente que este lunes se iba a enfrentar a un nuevo e importante reto profesional. Por este motivo no ha dudado en tener un gesto especialmente dedicado a ella. Así, ni corta ni perezosa, ha mirado fijamente a las cámaras cuando ha visto al equipo de reporteros de ‘Y ahora Sonsoles’ cuando se disponía a entrar en el Teatro Real para ver la ópera «Aída», de Giuseppe Verdi, con el rey Felipe VI. Ella, que ha sido durante años una profesional de la televisión, sabía perfectamente dónde mirar y cuándo enviar su saludo. Y así lo ha hecho. Ole por ella. Con toda la naturalidad del mundo le ha mandado todo su cariño. Que para eso llevan décadas siendo uña y carne. La ocasión lo merecía.

Sonsoles Ónega
Antena 3

Para Sonsoles, este lunes ha sido un día lleno de nervios. Se han puesto muchas expectativas en su nuevo espacio y sabía que el listón estaba muy alto. Quizás por eso se haya mostrado algo breve en su discurso inicial. Y cuando se ha presentado a los espectadores ha basado su discurso en el esfuerzo que ha realizado su equipo para poder hacer realidad este proyecto, que ya se ha hecho realidad.

«El plató es impresionante. Tanto es así que el día que entré me puse a llorar como una Magdalena. Me entró llantina porque ahora hay que estar a la altura del plató, como mínimo. Tengo el plan de pasar un rato de la tarde en directo contando todo lo que pase, todo lo que suceda, riéndonos, llorando si hay que llorar. Hablando de todos los asuntos», ha contado en los minutos iniciales. Doña Letizia, a pocos kilómetros de ella, estaba muy al tanto de todo lo que ha supuesto para Sonsoles su salto de Mediset a Atresmedia. Y, como gran confidente y amiga, le ha dedicado un saludo de esos que llegan al corazón.

Vídeo: Europa Press