Desde hace unas semanas, la vida de Iñaki Urdangarin ha dado un giro de 180 grados. El comienzo de su nueva relación con Ainhoa Armentia y su separación con la infanta Cristina se ha convertido en el contenido más buscado de los últimos tiempos. Sin lugar a duda, una noticia que pasará a la historia de nuestro país. Sin embargo, ahora completamente ajeno a la Casa Real (aunque ya no formaba parte de los miembros de la Familia Real desde hace años) está pensando en hacer algo impensable hasta ahora: sentarse en un plató de televisión. El ex duque de Palma ha recibido varias ofertas para acudir a diferentes programas de televisión, tal y como adelanta ‘La Razón’.

Iñaki Urdangarin no cierra la puerta a convertirse en comentarista deportivo

Y es que su separación con la infanta Cristina le ha hecho convertirse en personaje de actualidad. Por este motivo, diferentes programas deportivos quieren cerrar su fichaje como comentarista. Hay que tener en cuenta la carrera deportiva de Iñaki Urdangarin, ya que jugó durante 14 temporadas como jugador de balonmano en el F.C Barcelona, entre los años 1986 y 2000. La trayectoria profesional del ex duque de Palma ha sido gloriosa, jugando a nivel internacional por la selección de balonmano de España en tres Juegos Olímpicos, contribuyendo a la consecución de dos medallas de bronce en los de Atlanta 1996 y Sídney 2000, además de una medalla de bronce en un Europeo. En el año 2000 se retiró de la competición.

Iñaki Urdangarin
Gtres

Ahora, algunos programas de televisión deportivos quieren incluir en su plantilla a Iñaki Urdangarin como comentarista. De momento, no ha tomado ninguna decisión pero no cierra su puerta a esta posibilidad, ya que necesita ingresos. Según su entorno, está en duda con este futuro compromiso profesional porque es consciente de que en este tipo de programas no le preguntarán nada sobre su vida personal. Sobre todo ahora que está tan agitada. Según se ha filtrado a lo largo de estas semanas, el ex duque de Palma tiene un sueldo de mileurista, como la mayoría de los españoles, vive en casa con su madre en Vitoria y a día de hoy no puede independizarse por sus ingresos. Por este motivo, no sería de extrañar que aceptase este puesto de trabajo para conseguir mejorar su economía.

La Familia Real le impone el silencio al todavía marido de la infanta Cristina

Sin embargo, el citado medio de comunicación también asegura que desde la Familia Real ya le habrían dado un toque a Iñaki Urdangarin para que mantuviese su boca cerrada y no hablara sobre nada relacionado con su todavía mujer ni con el resto de miembros de la Casa Real. Además, le han pedido que se abstenga a hablar con los medios de comunicación que se encuentran haciendo guardia tanto en su puesto de trabajo como en la casa de su madre en Vitoria. De momento, son contadas las veces que Iñaki ha hablado en estas últimas semanas.