La Reina Letizia cada día tiene más estilo propio y eso hace que muchas se fijen en ella, incluidas otras reinas y princesas. Estas son las curiosas coincidencias.


En este mundo globalizado, con la moda viralizada y popularizada, lo raro es ser exclusivo. En ese terreno, ni reinas ni princesas se libran. Tampoco nuestra Reina Letizia. Antes solían tirar de modistas que les confeccionaban la ropa a medida o de marcas de súper lujo al alcance de pocas (ahora también, no vamos a negarlo), pero cada vez más se suman a la corriente de la gente ‘normal’ comprando en las mismas tiendas que el resto y con preferencia de lo «bueno, bonito, barato». Y si es de rebajas, ¡mucho mejor!

Esta circunstancia hace que, de vez en cuando, aparezcan curiosas coincidencias, como una ‘royal’ vestida igual que otra. Incluso tú también, chica de la calle, seguro que guardas alguna prenda que conecta tu armario con el de la realeza. Puedes haberte adelantado a ellas o directamente has ido a por esa pieza que tanto te ha gustado en la figura de la Reina. Pero no hay problema. Es la democratización de la moda, y de eso sabe muy bien nuestra Letizia.

Casa de S.M. el Rey.

Esta semana nos ha dejado dos ejemplos de atuendos de marcas accesibles, que además eran ‘copias’ de otros lucidos por sus colegas europeas: un vestido de Massimo Dutti que ya tenía Máxima de Holanda; y la falda lápiz azul cielo de Hugo Boss que ya llevaron Mary de Dinamarca y Sofía de Suecia. No ha sido la única vez. Sobre quién fue antes, si unas u otras, poco importa. Lo mejor es ver cómo, de norte a sur, las testas coronadas a veces hacen telepatía y manifiestan los mismos gustos en el vestir. La gracia está en observar sus combinaciones, lo único que marca una diferencia en su personalidad.

Aquí van todas las veces que la Reina Letizia ha hecho «doble» con reinas y princesas. Un juego divertido que demuestra, una vez más, que la moda conquista más allá de clases y fronteras.