En tan solo una visita a su centro de medicina estética de confianza, Irene Rosales se ha sometido a tres pequeños pero resultones retoques de belleza.


Ella siempre suele ir de frente y, mientras que muchas otras famosas reniegan de sus más que evidentes operaciones de cirugía estética; Irene Rosales opta por la contárselas a sus seguidores con total naturalidad antes incluso de que ellos le pregunten. La colabora de Viva la vida intenta siempre cuidar su imagen y, de cuando en cuando, visita su clínica de belleza de confianza para someterse a algún que otro retoque estético. Hay veces que se da un poquito de ácido hialurónico para perfilar su nariz; otras que opta por rellenar pequeñas arrugas y líneas de expresión con bótox; y alguna que otra vez retoca sus labios para hacerlos más carnosos. Sin embargo, en esta última ocasión, la sevillana no ha optado por uno  ni dos tratamientos; sin no que ha querido llevar a cabo tres pequeñas intervenciones para rejuvenecer su rostro y definirlo a base de pinchacitos.

Para ello, como siempre hace, la esposa de Kiko Rivera ha acudido a la Clínica del Dr. Ortiz, su centro de medicina estética favorito; en quien suele confiar cada vez que busca mejorar un poco su aspecto físico. Y en esta última visita no podía ser menos. Allí, la exconcursante de Gran Hermano Dúo se ha sometido a tres pequeños pero resultones retoques de belleza y no ha dudado en contar los detalles de cada uno de ellos a través de la red social.

Los tres retoques estéticos que Irene Rosales se ha hecho en tan solo una sola visita a la Clínica Dr. Ortiz

«Bueno, os voy a explicar sin filtros lo que me he hecho en la Clínica del Doctor Ortiz que, la verdad es que tiene unas manos maravillosas»; contaba Irene Rosales a sus más de 640 mil seguidores. «Lo que me he hecho ha sido aumentarme un poquito el labio. Como ya sabéis, me lo aumenté cuando tenía los aparatos y, ahora que me los he quitado, me he visto otra vez el labio superchiquitito»; explicaba. «Me he dado nada, solo un toquecito. Ahora se ven todavía hinchados pero quedan maravillosos». Y es cierto. La colaboradora de Telecinco se ha pinchado un poquito sus labios para conseguir un efecto más carnoso. «También he empezado hoy un tratamiento para la oscuridad de las ojeras porque tengo muchísimas; tengo un montón de ojeras y la verdad es que era algo que empezar. Y estoy muy contenta»; añadía. Un segundo tratamiento al que se somete por primera vez y que estamos deseosos de ver cómo le sienta.

Por último, la joven ha querido rellenar sus arruguitas con bótox. «También me he dado un poquito de bótox porque me apetecía»; decía. «La verdad es que yo confío muchísimo en el Doctor Ortiz porque es maravilloso y lo hace todo con una delicadeza que es espectacular». Algo de lo que damos fe. ¡No puede estar más guapa!