La ex mujer de Kiko Matamoros nos ha descubierto cuál es su ejercicio estrella para decir adiós a la grasa acumulada y ponerse en forma en tiempo récord


Se cuida mucho y eso es algo que salta a la vista. La ex mujer de Kiko Matamoros tiene una figura envidiable y puede presumir de unas piernas tonificadas y un abdomen plano, pero todo tiene su precio: entrena al menos 4 días por semana. El gimnasio para ella es imprescindible (tanto es así que hasta tiene uno propio en casa), aunque ahora ha vuelto (y decimos vuelto porque ya lo practicaba hace tiempo) a uno de sus deportes favoritos: Makoke ha empezado a hacer boxeo. ¿El motivo? Quemar grasa en tiempo récord y estar más en forma que nunca estas navidades.

Makoke recurre al boxeo para estar en forma rápidamente

Tal y como ella misma ha reconocido, la alimentación es clave para conseguir mantener ese espectacular físico a sus 51 años. En sus platos no faltan las verduras a la plancha y la proteína (pollo, pavo, huevos, ternera…). Makoke solo se concede algún capricho de vez en cuando, sobre todo si sale a cenar fuera. Los expertos aseguran que si buscas adelgazar debes quemar unas 500 calorías al día por encima de las que consumes, así que teniendo en cuenta eso, además de cuidar nuestra dieta, es importante hacer ejercicio de forma regular. ¿Uno de los mejores para aniquilar calorías a la velocidad de la luz? El boxeo. La madre de Anita Matamoros se ha puesto los guantes y, con la ayuda de su entrenador personal, ha sudado la camiseta en una intensa sesión de boxing.

Tú también puedes hacerlo

De aquí a Navidad haz como Makoke y ponte las pilas imitando a Sylvester Stallone en la mítica película de Rocky. Pero no te preocupes, porque no tienes que competir. En el pasado el boxeo era únicamente para aquellos aficionados a este deporte, pero hoy en día es uno de los ejercicios más completos que existen, pudiendo definir tu cuerpo en poco tiempo. No es necesario que te subas a un ring, solo debes aprender el entrenamiento básico y practicar parte de esta disciplina con la ayuda de un ‘punching ball’ o un saco pesado. Ganarás fuerza y flexibilidad, quemarás grasa a un ritmo increíble y combatirás el estrés. Eso sí, utiliza siempre unos guantes específicos de boxeo para no dañar tus puños.

Es un deporte duro y completo

Una sesión habitual de boxeo puede quemar hasta 1.000 calorías, sin embargo otros ejercicios como caminar (243 calorías), trotar (398 calorías) o correr (544 calorías) queman muchas menos. El boxeo, como para Makoke, es tu mejor aliado para decir adiós a la grasa acumulada.

  • Y si pasas de ir al gimnasio, simplemente apunta este ejercicio y practícalo en casa todos los días: Trata de dar dos puñetazos, cruzados, uno después del otro. Para hacerlo, debes flexionar ligeramente las piernas, un pie debe adelantar al otro y los puños tienes que ubicarlos a la altura del mentón. Hazlo durante 10-15 seguidos minutos. ¡Verás como sudas!