Cuello y escote requieren unos cuidados específicos si quieres que no delaten tu edad.


 

Cuello y escote, aunque siguen siendo los grandes olvidados, reclaman su protagonismo. Especialmente durante estas fechas. Y por eso es importante conocer cuáles deben ser sus cuidados específicos para que brillen con luz propia. Lo primero que debemos tener en cuenta es que, con el paso del tiempo, cuello y escote son zonas donde el envejecimiento se hace más visible.

Cuello y escote tienen una piel diferente y, al igual que el contorno de ojos, necesita unos cuidados y tratamientos distintos.

Motivos por los que cuello y escote envejecen antes

La piel del cuello y del escote es una piel más delgada y delicada. Tiene menos tejido adiposo y glándulas sebáceas, y por eso es más vulnerable a factores como los cambios de peso, cambios hormonales, exposición solar… Y, por supuesto, a los hábitos posturales. Mantener la espalda curvada, utilizar durante demasiadas horas el móvil o la tablet… incluso dormir de lado, provocan sequedad, manchas, arrugas, flacidez…

¿Las principales consecuencias? En la zona del cuello se desdibuja el óvalo facial, se hace más evidente el doble mentón, aparecen pliegues…y en el caso del escote cobran protagonismo manchas, arrugas…

Para cuello y escote lo más recomendable es utilizar una crema específica reafirmante.

¿Cómo evitar que envejezcan de manera prematura?

Lo más importante es entender que estas zonas necesitan un producto específico de tratamiento. Se trata de un tipo de piel diferente y, al igual que siempre decimos con el contorno de ojos, necesita unos cuidados y tratamientos distintos.

Para cuello y escote lo más recomendable es utilizar una crema específica reafirmante. Las que tienen texturas de rápida absorción como la 90 Soin Du Cou de Maria Galland son perfectas. Trata la suave y deteriorada piel de estas zonas con un cuidado muy especial. Mejora las líneas de expresión y las pequeñas arrugas, y protege la estructura de la piel. Estimula la síntesis del colágeno y  las fibras de elastina.

Tan importante como emplear productos específicos es reforzar la musculatura de esta zona realizando ejercicios de yoga facial frente al espejo. Emplea el tiempo de aplicación de tus cosméticos para ponerlo en práctica. Prueba a juntar las dos manos y con las palmas justo a la altura de la barbilla, reclina  la cabeza ligeramente hacia detrás, proyecta el mentón y realiza movimientos con el labio inferior hacia afuera y hacia arriba.  Estarás fortaleciendo y reforzando la musculatura de esta zona y retrasando su envejecimiento.