William Levy ha relatado en ‘El Hormiguero’ cómo su hijo superó un accidente que lo dejó inmóvil durante una larga temporada.


William Levy, el hombre más guapo y sexy de la televisión latina, ha visitado por primera vez el plató de ‘El Hormiguero’. Es la primera vez que el actor, famoso por su papel en la adaptación de la telenovela colombiana ‘Café con aroma de mujer’, se sienta en un programa de televisión en España. En su encuentro con Pablo Motos ha repasado su trayectoria y ha hablado del rodaje de su nueva serie que pronto lo va a traer a España.

«Estoy contento, muy agradecido», ha arrancado diciendo nada más comenzar el encuentro con el presentador. El público aplaudía enfervorecido. No es para menos. Amén de sus virtudes como intérprete, el cubano tiene un físico imponente que lo ha convertido ya en un icono sexual para miles de espectadores de todo el mundo. Gracias al culebrón de Netflix, su poderoso atractivo lo ha cubierto de gloria. Recientemente ha protagonizado una popular campaña publicitaria. Una en la que han participado artistas de fama internacional como George Clooney, Antonio Banderas o Jon Hamm, el protagonista de la serie ‘Mad Men’. «Me siento muy agradecido y muy bendecido. He tenido la oportunidad de disfrutar de un momento que nunca me esperaba en mi vida», ha confesado.

William Levy recuerda el accidente de su hijo «con un carrito de golf»

No cabe duda de que atraviesa un excelente momento a nivel profesional. Pero William Levy también ha vivido momentos complicados, como el accidente que sufrió su hijo y que casi lo deja sin poder caminar. «Mi hijo había tenido un accidente con un carrito de golf y no pudo caminar por muchos meses», ha contado. «Yo lo cargaba y estuve apoyándolo. Fue un poco difícil ir a trabajar para mí. Tuve que hacer un switch y concentrarme. Gracias a Dios está bien y está de regreso al béisbol, con el esfuerzo, las ganas. Ya está jugando otra vez en el campo y eso es una felicidad para mí».

Antena 3

Levy ha contado otra etapa difícil de su vida, cuando era pequeño y llegó a pasar hambre en el Periodo Especial del régimen comunista de Fidel Castro. «Claro que he pasado hambre… Yo tenía nueve años. Te dan un pan al día por persona. No puedes comprar más pan. Te dan un cuarto de pollo por personal al mes. No puedes comprar comida aunque tengas dinero. Te dan comida por raciones. Es un comunismo. Así vivíamos y era difícil, pero uno lograba buscar la felicidad en medio de todo esto».

Siendo adolescente llegó a Estados Unidos «como refugiado político» y allí se encontró con «una vida llena de oportunidades». Y con cosas tan diferentes a su vida anterior como los helados o los baños públicos: «En Cuba los baños no tenían tapa». En el país americano empezó a compaginar sus estudios universitarios con trabajos en el mundo de la construcción, como albañil: «Ganaba 50 dólares al día». Un día, por casualidad, lo llamaron de una agencia de modelos. Y le cambió la vida. «Salí con un contrato 1.220 dólares al día. Nunca había visto 1.000 dólares juntos. Y todos me querían contratar para sus campañas, no sé por qué», ha narrado.

«Lo que pasa en Cuba es que hay muchas carencias. Pero lo más duro es que te quiten la libertad. Vivir en un lugar donde sabes que te puedes esforzar y dar lo mejor de ti y no tienes un futuro es un poco difícil, la verdad», ha destacado. «En Cuba pasé 15 años a dieta obligado por el gobierno», bromeaba, para luego lamentar la situación actual de la isla: «Ahora estamos igual que entonces… Obviamente uno pasa mucho hambre».

Tras dar vida a Sebastián Vallejo en ‘Café con aroma de mujer’, el actor y modelo cubano viajó a España para rodar su nueva serie, ‘Montecristo’, basada en el clásico del de Alejandro Dumas. «Les puedo contar que me da mucha alegría poder interpretar el personaje de Edmundo Dantes (Alejandro Montecristo), dado que es uno de mis personajes favoritos, una historia que he amado desde pequeño», afirmaba cuando dio a conocer su participación en el proyecto.

¿Está casado William Levy?

En enero de 2022, William Levy hacía pública su separación de Elizabeth Gutiérrez, después de 19 años de matrimonio y dos hijos en común.