Se destapa en qué punto está la relación sentimental de Albert Barranco y su novia después de que esta abandonara las redes sociales.


La desaparición en redes sociales de la novia de Albert Barranco hizo saltar las alarmas. La joven borró su perfil de Instagram después de visionar unas tórridas imágenes en las que aparecía su pareja junto a Ivana Icardi. Tanto Albert como la argentina estaban realizando una prueba en la aventura selvática de ‘Supervivientes‘ que dio mucho que hablar, pues Barranco debía comer una tarta de la boca de su compañera, un instante que, según los participantes, dejó en evidencia la tensión sexual no resuelta que existía entre ellos. Poco después de que este vídeo viera luz, Carla Blanco tomó esta drástica decisión y, desde entonces, no se ha reactivado su cuenta. Mientras muchos aseguraban que la joven había decidido romper su relación, un amigo de la pareja ha revelado en qué punto se encuentra su romance.

Cristian ATM, extronista de ‘Mujeres y hombres y viceversa‘, acudió este jueves a la gala de ‘Supervivientes’ y allí reveló el verdadero motivo por el que Carla Blanco había dejado las redes sociales de manera fulminante. De hecho, las dudas se disipaban después de que Jorge Javier Vázquez lanzara la pregunta con un tono muy sarcástico: «Nos ha dejado completamente descolocados, estamos la comunidad muy trastocada». Poco después Cristian se mostró muy comprensivo con la situación, pero sobre todo con la novia de Albert Barranco. «Quiero aclarar que en ningún momento Carla ha dejado a Barranco. Se quitó el Instagram para que no le dieran mucho por saco. Yo haría lo mismo si la gente me estuviera todo el día con ello», apuntó en plató.

Albert Barranco

De este modo, desmentía cualquier crisis sentimental entre ellos, dejando tranquilos así a todos los seguidores del catalán. Tras este momento ‘hot’ todas las miradas se pusieron en la chica de Barranco, el que muchas quinielas dan como ganador de ‘Supervivientes’. Carla, por su parte, siempre ha preferido mantenerse en un discreto segundo plano, aunque siempre ha dejado claro que desde la distancia apoya a su pareja. No acudía como defensora de su chico a plató, pero ahora ha vuelto a situarse en el centro del foco mediático. Tanto es así que la propia Violeta Mangriñán se hizo eco del último movimiento de la joven el pasado domingo en el debate. «Tengo una noticia de última hora. La novia de Barranco se ha quitado el Instagram por lo de hoy, me lo acaban de decir», dijo la valenciana.

Sin embargo, Carla Blanco solo quería tomarse un respiro de las redes sociales. Ante el aluvión de mensajes que recibió en los últimos días prefirió alejarse del universo 2.0, no obstante, ella continúa enamorada de su pareja y en ningún momento ha pensado en romper con él tras la prueba con Ivana.

El peor momento de Albert Barranco en ‘Supervivientes’

Esta semana Albert Barranco se rompía ajeno a la polémica que estaba teniendo lugar en España con su pareja. El superviviente se subió al puente de las emociones en el que habló de la culpa, del arrepentimiento así como del peor momento de su vida y en su caso fue muy esclarecedor. «He intentado sacar el lado positivo a todo, pero en días así tan negativos y tan negros… La gente no se imagina lo duro que es esto. Este aire que te levanta del suelo, me recuerda a la primera semana que fue la peor de mi vida…», comenzó diciendo. Estas palabras le llevaron a recordar la etapa más complicada a la que se ha enfrentado a lo largo de sus 25 años. Uno de estos momentos fue la separación de sus padres, la cual le costó asimilar.

«Es algo que tenían que decidir ellos y con el tiempo lo entendí. Me llegó de sopetón y no lo supe asimilar. Me distancié de mi padre y de mi madre», comentó. «Me gustaría que mis padres me perdonasen en el sentido de todo lo que no he demostrado a día de hoy», añadió. Aunque, por encima de todo, hay algo de lo que Albert Barranco se arrepiente profundamente: «Me siento con culpa siempre por la última vez que ingresaron a mi abuela en el hospital. Mi madre iba muchísimo a verla y yo quizás no estuve el tiempo que tenía que estar».