Cristina Porta y Luca Onestini no llegan a darse un beso en condiciones, aunque ambos fantasean con ello. Ella ha confesado al fin por qué no lo ha hecho aún y recibe una proposición indecente por respuesta


Algo hay entre Luca Onestini y Cristina Porta, aunque ese algo aún no ha llegado a materializarse. Es evidente que entre los dos concursantes de ‘Secret Story’ ha surgido un sentimiento que va mucho más allá de la mera amistad y es que su proximidad e intimidad no deja lugar a dudas de que están a punto de cruzar la línea. Sin embargo, de esto hace ya más de dos meses y aún no se ha producido el esperado beso. Sí que se han dado varios morreos, tres en condiciones, pero siempre escudados en la excusa de que se meten mucho en el papel para superar las pruebas semanales que el programa les pone para poder llenar la despensa. Fuera de esta labor, no hay besos en la boca, pero sí momentos de tensión en los que el momento parece que está a punto de producirse, para después anunciar retirada y dar un paso atrás. Un juego que mantiene a la audiencia expectante.

Sin embargo, todos se preguntan por qué Cristina Porta no ha decidido aún dar el paso de darle un beso en condiciones a Luca Onestini, cuando ya le ha hecho saber cuáles son sus sentimientos hacia él y tras comprobar que es correspondida. Durante estos meses, el hermano de Gianmarco se ha escudado detrás del respeto que tiene no solo hacia su amiga con derechos, sino también reconoce que tiene sentimientos encontrados al haber entrado enamorado de su exnovia, aunque ya ha aceptado que su ruptura es definitiva y no hay vuelta atrás. No obstante, ya le ha reconocido a Cristina Porta que “lo quiero todo contigo”. Entonces, ¿por qué no llega el beso que todos queremos ver?

Cristina Porta Luca Onestini beso Secret Story
Foto: Secret Story

Cristina Porta ha dejado al fin claro por qué no se ha atrevido a dar ese importante paso que cambiará de una vez por todas su relación con Luca Onestini. Por qué no ha traspasado esa línea que marca el límite de la amistad y le abre el camino al romance con el que sueña desde hace más de diez semanas. Pues ahora ha hablado alto y claro, al menos sí que se ha hecho entender con una conversación en clave con el propio Luca, al que le ha dicho que si da el paso es para iniciar una carrera y no para después quedarse en el mismo sitio: “No me voy a comer una galleta, porque si abro una caja de galletas pierdo el control y ya me quiero comer la caja entera. Si me como una galleta me como la caja entera, por eso no como la primera”, le explica Cristina juguetona a Luca, que sabe a la perfección a qué se refiere.

Eso sí, Luca, que tampoco se ha atrevido a dar el decisivo paso en su relación, ha seguido con el juego de palabras incitando a su amiga a que traspase la barrera y que se deje llevar. Un consejo que luego él no se aplica. “Puedes comer lo que quieras”, le dije fijando su mirada en los ojos de su amada y mientras acercaba cada vez más peligrosamente su rostro al de ella. Tampoco iba a ser este el momento del beso y es que al final Cristina Porta reculó, le retiró la cara sin mayores problemas y continuó hablando sin más sobre sus sentimientos, sobre su relación. Hablar y hablar. Pero no actuar, que es lo que ambos quieren que pase, pero ninguno se ha planteado aún ser el primero en lanzarse a la piscina con la certeza de que no estarán solos en el agua.

Cristina Porta Luca Onestini beso Secret Story
Foto: Secret Story

A la espera del importante beso que dará un giro de 180 grados a su relación, Cristina Porta y Luca Onestini han decidido practicar. No con sus propios labios, claro está, sino con los que podrían llegar a tener sus peluches y es que la pareja ha encontrado una distracción en simular que sus ositos de peluche se besan apasionadamente. Una forma de liberar la tensión acumulada, pero sin traspasar la línea que han marcado entre ellos.