La ganadora de 'GH VIP 7' se ha derrumbado después de escuchar a su madre confesar un secreto íntimo de su familia.


‘Supervivientes 2020’ ha comenzado y está dando mucho qué hablar. Elena, la madre de Adara Molinero, está viviendo al máximo su aventura en Cayo Cochinos y se está abriendo con sus compañeros. Sin embargo, sus confesiones han molestado a la ganadora de ‘GH VIP 7’.

Elena ha explicado en Honduras que sus hijos «se repelen» y son «muy diferentes». Ante esto, la madre de Adara dejó claro que los dos hermanos mantienen una nula relación y que esto le causa «mucho sufrimiento». Ante esto, la concursante de ‘El tiempo del descuento’ ha asegurado que no le han sentado bien las palabras de su progenitora y no ha podido evitar sincerarse en ‘Mujeres y hombres y viceversa’.

«Era innecesario que sacase eso. Me he quedado alucinada porque hablamos antes de que se fuera que no iba a tocar este tema. Mi hermano y yo somos muy diferentes», reconoce. Me hace un poco de daño», aseveraba.

Pocos días antes de que su madre se embarcara en su nueva aventura, Adara expresaba a través de sus redes sociales el miedo que tiene al enfrentarse a las críticas que esta puede tener. «Se ha ido ya y no sé como voy a llevar las críticas. Me da mucho miedo que lo pase mal. Os puedo contar esto ahora ya que se ha ido, no tiene teléfono ni nada, estoy pasando una época dura. Voy a estar sin mi mamá, tengo muchísimo miedo de que lo vaya a pasar mal. Es un concurso súper duro, la admiro por ir. Voy a hacer lo mejor posible, que me intente doler lo que le digan lo menos posibles», admitía entre lágrimas.