Kiko Matamoros está acostumbrado a deber dinero, aunque suele ser más común que los que esperan a que haga frente a sus deudas sean trabajadores de Hacienda. El colaborador de ‘Sálvame’ ha contraído una deuda en ‘Supervivientes’ con Nacho Palau, quien comenzó siendo amigo en la isla hasta que la convivencia determinó que se convertirían en enemigos. Si antes hacían fechorías juntos en Honduras para asegurar su supervivencia y, de paso, divertirse, ahora tan solo les une una cifra de 1.000 euros, aunque también podría decirse que también les separa, pues eso es lo que Kiko Matamoros debe pagarle al ex de Miguel Bosé.

Kiko-Matamoros-1000-euros-Nacho-Palau-Supervivientes
Foto: Supervivientes

El colaborador es un hombre de palabra y si hace una promesa la cumple y eso lo sigue manteniendo en firme, aunque haya sufrido una gran decepción con Nacho Palau y no quiera tenerle en su vida por más tiempo. Quizá por ello quiera saldar la deuda que contrajo con el que fuese su compañero y amigo en ‘Supervivientes’, tal y como él mismo ha confesado ahora desde la comodidad que ofrece el plató. Kiko Matamoros le debe a Nacho Palau 1.000 euros desde el día en que el ex del cantante ganó una prueba de recompensa y se hiciese con una tarta de grandes dimensiones como botín.

Kiko se moría de hambre y le pidió a su amigo un trozo del pastel, a lo que Nacho Palau se negaba, hasta que finalmente recibió una oferta que no pudo rechazar: “Le pregunté: ¿qué me das por mil euros? Porque allí la desesperación es enorme. Me dio un dedo de tarta. Así que le debo mil euros por un dedo de tarta”, confiesa ahora. Una ínfima, aunque dulce, porción que le ha salido muy cara, pues encima se vio en la tesitura de tener que compartirlo con Ignacio de Borbón. No fue una transacción que le resultase muy rentable.

Kiko-Matamoros-1000-euros-Nacho-Palau-Supervivientes
Foto: Supervivientes

A Carlos Sobera le divirtió mucho esta anécdota y le preguntó si creía que Nacho Palau le reclamaría los 1.000 euros cuando saliese de ‘Supervivientes’. Kiko Matamoros ha sido tajante: “No lo sé, pero por supuesto que se los voy a pagar, se los voy a tirar”, asegura, dejando claro no solo que piensa hacerse cargo de su responsabilidad, sino también de que con ello romperá todos los lazos que aún le unen a Nacho Palau, del que se siente profundamente defraudado.

Y es que destaca que su examigo es egoísta a la hora de la comida y tienen muchos ejemplos para sustentar su creencia: “Yo a este señor le di una porción de tarta de la que me habían dado a mí. Le dí, además, al día siguiente para desayunar, otro trozo a medias para que compartiera con Mariana y se comió la de Mariana. Le di también la cuarta parte de las golosinas que me dieron”, enumera el colaborador que quiere pagar lo que debe y marcar la diferencia que hay entre él y Nacho Palau.

¿Cuántos seguidores tiene Kiko Matamoros en Instagram?

El colaborador de televisión tiene 486.000 seguidores en Instagram