En la recta final de sus vacaciones en España, la princesa Leonor ha protagonizado un acto en solitario acudiendo al Instituto de Enseñanza Secundaria Julio Verne, de Leganés, para asistir a la Jornada sobre Juventud y Ciberseguridad: Disfruta de Internet con Seguridad. Ha sido la segunda vez que estos días hemos podido ver en público a la Princesa de Asturias, tras acudir con el resto de la familia a un centro de refugiados ucranianos en Pozuelo de Alarcón. En esa ocasión, la heredera hizo un guiño al país luciendo una blusa bordada que recordaba mucho a la sorochka, la camisa tradicional de Ucrania, aunque la de ella era una prenda de Sfera, que solo tardó unas horas en agotarse.

En un día muy desapacible en Madrid, con frío y lluvia, la heredera sorprendió con un look deportivo y (casi) blanco de la cabeza a los pies.

El look de la Princesa Leonor para su acto en solitario

La princesa de Asturias eligió un look muy deportivo y cómodo. Unos pantalones vaqueros rectos de tiro alto y tobilleros en un rosa muy clarito y una camisa de manga larga de cuello redondo con bordados de flores en 3D en blanco, de & Other Stories, que acompañó con unas deportivas también en el mismo tono, de Hugo Boss. Sin duda, la preciosa camisa lo que más destaca del estilismo, una prenda con un toque romántico que combina genial con los vaqueros pero que seguro la veremos llevándola en más ocasiones combinada con otras prendas.
El estilismo de la heredera llama especialmente la atención por tratarse del más deportivo de todos los que ha llevado en un acto público.

La misma sencillez siguió con su look beauty, dejando su melena suelta peinada de forma natural y sin nada de maquillaje.

Este ha sido la segunda ocasión que la Princesa de Asturias ha protagonizado un acto en solitario. La primera vez fue el 24 de marzo de 2021 en la conmemoración del 30 aniversario del Instituto Cervantes en su sede de Madrid. En aquella ocasión, siguiendo el ejemplo de su madre, la Reina Letizia, recicló el vestido de gasa beige con topos negros, de manga larga rematada en volantes al igual que los tres de la falda, fruncido en la cintura y con cuello mao con lazo, de la firma Poéte, y los salones negros de ante con tacón de carrete de cuatro centímetros, de Pretty Ballerinas, que había estrenado en un acto de los Premios Princesa de Asturias de 2020.

El año de la gran transformación de la Princesa de Asturias

Precisamente el 2020 fue el año del gran cambio de la Princesa Leonor. Hasta ese momento no había dejado los looks aniñados que no encajaban del todo con el estilo de una adolescente. Pero la heredera dio el paso esperado en su vestidor para convertirse en una de las jóvenes royals mejor vestidas.
Leonor ha sabido combinar perfectamente su condición de heredera, y todo lo que eso conlleva en cuestión de protocolo, con el estilo propio de su edad. La hemos visto seguir las tendencias, pero mostrando su personalidad.

Su armario combina el clasicismo con los guiños a la moda. Vestidos de corte romántico o con un toque boho y prendas de tweed, cuando la vemos en los actos oficiales, y cazadora de cuero o minifaldas vaqueras, en momentos más relajados. A esto se unen las bailarinas y los zapatos de tacón, en las ocasiones más relevantes. Un complemento que todavía no ha entrado en el vestidor de su hermana, la infanta Sofía. Un armario perfecto, para una heredera del siglo XXI.