La joven acudió al estreno de la película Medjugorje, dando un giro radical a su estilismo y apostando por la versión más seria y elegante


Desde que se anunció su nueva reconciliación con Froilán, Mar Torres ha dado un giro de 180 grados. Pero no solo en su actitud mucho más discreta, también el cambio ha llegado a su imagen. Poco o nada queda ya de la joven un tanto provocativa y con los modelos más atrevidos, ahora Mar prefiere los diseños más serios, y con un toque lady, aunque, eso sí, siguiendo siempre las tendencias. Lo hemos visto en su última aparición pública para acudir al estreno de Medjugorje, la película, dirigida por Jesús García y Borja Martínez-Echevarría, donde se construye un relato en torno a las supuestas apariciones marianas ocurridas en este pueblo ubicado en el corazón de Bosnia desde 1981 hasta nuestros días.

La heredera del grupo El Pozo eligió una elegante combinación en blanco y beige. Un conjunto serio, pero a la vez a la última moda, formado por una camisa de mangas abullonadas con cuello con volante, combinado con un pantalón de vestir de cintura alta con un cinturón ancho en la misma tela. Los peep toes de Gucci remataron el perfecto estilismo.

Su look beauty más sencillo y natural

Como joyas optó por unos sencillos pendientes de aro y una cadena con una cruz al cuello, además del reloj y varias pulseras en su muñeca derecha. También fue muy natural en su look beauty, con su media melena peinada con raya al lado y un maquillaje en tonos dorados, con los labios en nude y los ojos con las sombras muy poco marcadas y haciendo hincapié en las pestañas.

Una imagen muy diferente a otras de sus apariciones públicas, donde mostraba estilismos mucho más sexys y rompedores. La transformación de Mar Torres desde que se conoció su relación con Froilán ha sido radical, pasando por alguna intervención estética y muchos tratamientos que han cambiado su rostro. Ahora también ha decidido dar un giro a su estilismo. El resultado nos encanta porque, aunque serio, tiene los toques de moda par una chica de su edad.

Mar Torres y Froilán, un romance de ida y vuelta

Después de seis años de mediático amor, una ruptura y constantes idas y venidas, el hijo de la infanta Elena y Mar Torres decidían romper su relación a principios de 2020, coincidiendo con la marcha del hijo de la duquesa de Lugo a Londres para hacer prácticas de su carrera de Administración y Dirección de Empresas.
Parecía que lo suyo ya no tenía arreglo, pero no ha sido así. Froilán y Mar Torres se dieron a principios de agosto una segunda oportunidad, tal y como informó SEMANA en exclusiva. En este tiempo la joven ha preferido mantener un perfil bajo.