La duquesa de Sussex ha reaparecido para lanzar una campaña por su 40 cumpleaños en un vídeo en el que no solo vemos a Meghan Markle luciendo unas joyas con mensaje, también aparece el príncipe Harry gastando una broma.


Los duques de Sussex están de celebración. Meghan Markle cumplió 40 años el día 4 de agosto y han querido celebrarlo con una nueva aparición pública. Lo han hecho con un vídeo con la duquesa como protagonista que se ha distribuido a través de las redes sociales y en el que Markle, una vez más, elegía unas joyas con significado para transmitir el mensaje.

El vídeo lo ha hecho público Archwell, la organización sin ánimo de lucho que Harry y Meghan crearon tras su salida de la Casa Real británica y en él aparece la duquesa de Sussex muy risueña y ataviada con un par de colgantes que llamaban la atención.

Los colgantes más familiares de Meghan

Como suele ser habitual en ella, esas joyas tenían un significado especial. Se trata de la representación de dos signos del zodiaco, tauro y géminis. El primero es el de su hijo Archie, nacido el 6 de mayo de 2019, y el segundo es el correspondiente a su hija, Lilibeth Diana, nacida el pasado 4 de junio.

Ambos collares están hechos por la firma de joyería estadounidense Logan Hollowell y tienen un precio similar, 1700 dólares (unos 1400 euros al cambio). Están hechos de oro amarillo y pueden llevar diamantes o zafiros blancos y pertecen a la colección Constellation, que representa todos los signos del zodiaco.

Un vídeo grabado desde casa

Estas son prácticamente las únicas joyas que luce en el vídeo a excepción de un anillo que siempre lleva en el dedo meñique, porque en un alarde de sobriedad, prescinde también de los pendientes.

Meghan aparece en la grabación sentada en el despacho vestida de blanco por completo y con el pelo recogido. En algunos de los planos puede apreciarse el conjunto de la habitación, en la que descansa uno de sus perros y en la que puede verse una silla con la letra H -suponemos que la que ella ocupa lleva la letra M-.


Desde allí charla con su interlocutora al otro lado de la cámara, que no es otra que la actriz Melissa McCarthy. Juntas intentan transmitir el mensaje que Meghan quiere dar por su cumpleaños que no es otro que pedir a distintos rostros conocidos que cedan un minuto de su tiempo para dar voz a 40 personas que lo necesiten.

“Por mi cumpleaños les he pedido a 40 amigos, activistas, atletas, artistas y líderes mundiales, que me ayuden a iniciar un esfuerzo global, contribuyendo con 40 minutos de ‘mentoring’ para impulsar que las mujeres se incorporen al mundo laboral… Únete a nosotros y dedica hoy 40 minutos al servicio de los demás».

Así inicia una campaña de corte feminista a la que, de momento se han unido nombres como la diseñadora Stella McCartney o la cantante británica Adele. Y de paso, nos deja un vídeo que no tiene desperdicio, porque en él hace una aparición estelar el príncipe Harry, haciendo malabares a través de la ventana. Un detalle que refleja el buen humor y la sintonía en el matrimonio.