Anoche el Teatro Real abría sus puertas para dar comienzo a la temporada 2020/2021 y a él acudieron muchas famosas con sus mejores galas.


El Teatro Real es sinónimo de buena idea (y buen gusto). Cada obra que se estrena sobre sus tablas cuenta siempre con críticas de lo más positivas; cada intérprete que se sube al escenario logra cautivar a todos con sus voz; y cada persona que ocupa un asiento en el patio de butacas suele vestir con sus mejores galas. Acudir a este preciosos edificio de la Plaza Isabel II de Madrid es un privilegio y, anoche, fueron muchos los rostros conocidos del panorama nacional los que tuvieron la suerte de disfrutar de esta cita con la cultura más inalcanzable. Fue en el estreno de la ópera Un Ballo in Maschera de Giuseppe Verdi, que servía como pistoletazo de salida para la temporada 24 de este emblemático teatro.

Las puertas del Teatro Real se abrieron anoche y recibieron, tal y como suele hacer en cada estreno de temporada, a un sinfín de famosos expectantes y muy elegantes. Aunque en esta ocasión, por razones obvias, el aforo era más reducido que de costumbre; a este evento tan importante no faltaron personalidades de la vida política, empresarial y social de nuestro país. Entre las asistentes estuvieron algunas de las mujeres más glamurosas de nuestro país como Isabel Preysler y su hija Tamara Falcó, Carmen Lomana, Anne Igartiburu o Eugenia Silva que rivalizaron en elegancia con sus maravillosos y muy diferentes estilismos.

Las famosas mejor vestidas de la noche más especial en el Teatro Real

Mientras que la pareja de Mario Vargas Llosa se decantó por un llamativo vestido blanco de mangas abullonadas y estampado animal que combinó con complementos en tonos rojos; su hija apostó por un bonito vestido azul satinado tipo wrap que nos enamoró. Los looks del resto de socialités no fueron para menos. Carmen Lomana hizo gala de su original y bohemio estilo y se plantó un bonito kimono abierto que dejaba entrever un sencillo vestido negro midi. Por su parte, la modelo Eugenia Silva nos dejó sin palabras con su despampanante vestido de lentejuelas hasta el suelo, que llevó junto a una bonita blazer de terciopelo negro. Anne Igartiburu también apostó por los brillos, pero ella los llevó en su mascarilla. La presentadora de Corazón se enfundó en un bonito vestido de flores azul marino que acompañó de una mascarilla a conjunto llena de brillantes.

Sin embargo, no solo ellas brillaron, pues la velada se convirtió en un auténtico despliegue de glamour y estilo. ¡No te lo pierdas!