La excolaboradora de ‘Viva la vida’ nos ha sorprendido en Instagram llevando el que, sin duda, es el traje más llamativo y polémico del momento.


Desde que se emitiese el primer capítulo de Rocío. Contar la verdad para seguir viva, la serie documental donde Rocío Carrasco narra su vida en primera persona; el traje fucsia se ha convertido en un claro símbolo del empoderamiento femenino. Pero también en el uniforme por antonomasia de las defensoras de su testimonio. De hecho, el color fucsia va ya tan relacionado con la hija de Rocío Jurado, que cuando Olga Moreno se sentó en uno de los platós de Mediaset vestida totalmente de azul para responder a sus acusaciones; el mundo entero se dividió entre los simpatizantes de la «marea rosa» y los de la «marea azul». Una división que nosotras no podemos obviar (es ya toda una realidad) y mucho menos ahora que Irene Rosales nos ha dado a través de su cuenta de Instagram algo que bien podría ser una pista.

La esposa de Kiko Rivera ha compartido hace unas horas una foto en la que aparece, cómo no, con un traje fucsia muy similar al que lleva Rocío Carrasco a lo largo de toda su docuserie. Se trata de un traje de blazer ligera (perfecta para el verano) y un pantalón del mismo tejido y color de largo cropped. Un dos piezas la mar de versátil al que la excolaboradora de Viva la vida ha querido darle un toque desenfadado combinándolo con unas zapatillas Converse de loneta blanca y un top también en blanco. ¿Querrá decir esta elección de vestuario que la sevillana apoya a la hija de «la más grande» o es fruto de la mera casualidad? ¡Opinad por vosotras mismas!

El traje fucsia, símbolo de la lucha Rocío Carrasco y objeto de pullitas por parte de sus detractoras

Lo que sí que no creemos que sea cuestión de azar es la manera en la que Rocío Flores y Gloria Camila, hija y hermana de Rocío Carrasco respectivamente, decidieron vestir hace apenas unas meses; cuando el documental de la socialité estaba a punto de terminar. La exconcursante de Supervivientes nos sorprendía a todos acudiendo a un evento beauty a finales de mayo con una americana fucsia que nos recordaba (y mucho) a la que su madre lleva durante todos episodios de su docuserie.

La hija de Ortega Cano, por su parte, para asistir a la misa por el 15º aniversario de la muerte de su madre, Rocío Jurado, el pasado mes de mayo, optó también por llevar un traje de dos piezas en color fucsia prácticamente idéntico al de su hermana. Algunas fans opinaron en su momento que era una mera casualidad pero yo soy más de la opinión de que es un estudiado guiño. ¿Qué pensáis vosotras?