Pascual González, el fundador de los Cantores de Híspalis, ha fallecido este domingo a los 71 años de edad. Su estado de salud sufrió un empeoramiento que no ha podido superar, dejando desolado a todo su entorno. Llevaba varias semanas ingresado en un hospital sevillano debido a una infección en la medula, siendo este fin de semana cuando se ha conocido la fatal noticia. El veterano artista contaba con una gran carrera, que le hizo cosechar amistades y éxitos a lo largo de su vida. De hecho, han sido muchos los que le han recordado tras su fallecimiento, tal y como han demostrado rostros conocidos como Carlos Herrera, María del Monte o Los del Río, quienes solo han tenido buenas palabras hacia él.

Vídeo: Gtres

El compositor falleció debido a un cáncer que padecía desde hacía años. Fue el pasado 1 de febrero cuando se anunció que se cancelaba la gira nacional del espectáculo ‘Cristo, Pasión y esperanza’, hecho que hizo saltar todas las alarmas. Aunque su intención era recibir el alta hospitalaria e incorporarse al trabajo, ha sido imposible. Trabajador nato y con un talento que pocos podrán emular, los que tuvieron la oportunidad de conocerle insisten en que «ha dejado su música, su poesía, sus sevillanas» y una personalidad muy afable que hacía la vida muy fácil a aquellos que tenía al lado.

Vídeo: Gtres

María del Monte, por su parte, se ha mostrado muy apenada por la muerte de Pascual. Cabe recordar que la cantante ha sufrido grandes pérdidas en el último año, en concreto, dos de sus hermanos, quienes fallecieron con muy poco de tiempo de diferencia, lo que provocó un gran dolor en la familia. Otros como Los del Río también han recordado junto a la prensa anécdotas de Pascual, al igual que personalidades de la política como, por ejemplo, el alcalde de Sevilla.

Vídeo: Europa Press

Pascual contra todo pronóstico regreso a los Cantores de Híspalis tras enfrentarse a un cáncer de laringe. No lo tuvo fácil, prueba de ello, que pasara por quirófano hasta en 17 ocasiones y que le hizo quedarse sin apenas voz. Fue hace tan solo unos meses, justo el pasado noviembre, cuando reapareció públicamente. Estuvo presente en una mesa redonda con motivo de los cien años de la Hermandad de San Benito en su actual sede canónica y nada hacía presagiar este triste final.