Quería mantenerlo en secreto, pero sus compañeros de ‘Sálvame’ se han percatado de sus últimos arreglos en la cara.


Este viernes, Antonio David Flores se ha sentado en su sillón de ‘Sálvame’ para hablar del programa estrella de Telecinco: «La isla de las tentaciones’. Y mientras hablaba sus compañeros han notado algo extraño en él. Su rostro se veía radiante, luminoso, despejado… por lo que Jorge Javier Vázquez no ha tardado en darse cuenta de que algo en su aspecto físico era distinto.

«Son las cejas… Me he depilado las cejas», aclaraba el malagueño. Las palabras del colaborador no convencían nada al presentador, que le espetaba en pleno directo: «Tú te has hecho algo en la cara», le ha dicho al colaborador.

El de Badalona, siempre perspicaz, le soltaba: «Tú te has puesto un poquito de levantamiento«. «Si a mí no me hace falta ponerle levantamiento», bromeaba el andaluz, negando haberse realizado un retoque. Entonces intervenía Belén Esteban en la conversación para pedirle a su compañero que moviera la frente. ¡Así se han dado cuenta de que apenas podía mover ningún músculo de la cara!

Telecinco

Al final, la sonrisa de oreja a oreja de Antonio David Flores delataba la evidencia: ha pasado por un conocido centro de medicina estética de la capital. Jorge Javier llevaba razón: el malagueño ha eliminado las arrugas de su frente pinchándose bótox. «Es que yo lo detecto», apuntaba el presentador. Lydia Lozano se sumaba a las valoraciones sobre el rejuvenecido ‘look’ facial de su compañero: «¡Cómo ha descansado!», matizaba.

Telecinco

No es la primera vez que el ex de Rocío Carrasco se pone en manos de profesionales para eliminar las marcas del envejecimiento. En junio de 2020 volvía a ser pillado por Jorge Javier, quien detectaba rápidamente su retoque. La situación fue bastante similar a la que se ha producido este viernes. El presentador comentaba ante las cámaras que había notado algo «raro» en su mirada. El exGuardia Civil explicaba que se debía a que se había depilado las cejas, pero para el presentador aquello no le resultaba muy creíble. Poco después, Antonio David Flores contaba que también se había puesto vitaminas. Pero el catalán insistía: «No, no, te has hecho algo de estirar… Tienes la ceja disparatada como Raquel Mosquera». Una vez más, la mirada del colaborador luce divina gracias a su último retoque estético. Nada como unos pinchacitos para presumir de estar «hecho un chaval».