La cantante y su pareja, Miguel Ángel, viven el momento más feliz: «Llevábamos mucho tiempo buscándolo y por fin, se ha cumplido el sueño de ampliar la familia». Su entrevista más sincera la da recibiendo a SEMANA en su nueva casa.


Soraya Arnelas ha cumplido un sueño muy deseado. Cuatro años después de nacer Manuela, la cantante y su pareja, Miguel Ángel van a ser padres por segunda vez. Así lo anunciaron en SEMANA. La cantante está embarazada de cuatro meses y medio y nos recibe en su nueva casa para compartir con nosotros este momento lleno de ilusión y felicidad.

Se trata de una casa de estilo mediterráneo, rodeada de naturaleza, a la que se mudaron el pasado octubre y que han hecho desde cero. El hogar definitivo para ver crecer a la familia, y que para Soraya tiene el aroma de su querida Extremadura natal. Esta casa, en la que viven junto a sus mascotas, se encuentra a unos 50 kilómetros de Madrid.

Justo enseña su nueva casa cuando ha desvelado que está esperando su segundo hijo. Ella misma desvela en SEMANA cómo se encuentra: «Estamos muy contentos porque por fin podemos cumplir el sueño que queríamos de ampliar familia. Llevábamos mucho tiempo buscándolo. Viene una hermanita y no nos lo esperábamos. Yo quería niño, pero tengo que reconocer que una niña va a ser mucho mejor para Manuela, porque van a poder jugar juntas. Yo tenía la sensación de que iba a ser un niño y ha sido toda una sorpresa», declaraba emocionada.

La cantante espera una niña a la que llamarán Olivia, pero no ha escondido sus ganas de tener un niño. Soraya revela el motivo que le había llevado a desear que su bebé fuera un hijo: «Porque Manuela es una niña tan especial para nosotros y para toda la familia, que de alguna manera, como madre, no quería hacerle sombra con una hermana. Yo quería que fuera mi única niña».

Soraya ha anunciado en SEMANA que está esperando un bebé

© Salva Musté.

Soraya está pasando un embarazo muy bueno, aunque los primeros meses no fueron los mejores: «Me encuentro muy bien. Los tres primeros meses lo pasé un poco peor en este embarazo con el tema de la comida, le pillé muchos ascos y he comido bastante poco, pero ahora estoy mejor. Me encuentro muy bien de energía y me doy cuenta que cuanto más activa estoy, mejor me viene».

Apenas se te nota la tripa…

He engordado un kilo, pero es que con Manuela engordé nueve en todo el embarazo y no se me empezó a notar la tripa hasta los seis meses. Esta vez sí he notado que me ha crecido más el pecho.

¿Ya tenéis el nombre?

Se va a llamar Olivia. Íbamos a llamarle Mauro, porque estábamos convencidos de que iba a ser un niño. Buscando señales para el nombre, porque nosotros somos muy de esas cosas, de repente paré el coche en un semáforo y vi un cartel que ponía Olivia, que era un nombre que ya nos gustaba. Pero lo definitivo fueron los tres olivos que plantamos en el jardín de nuestra nueva casa. Además, es un nombre que va muy bien con Manuela.

Nos abre las puertas de su casa, la que ha reformado con cariño

© Salva Musté.

¿Y cómo se lo ha tomado Manuela?

Al principio no queríamos decirle nada, queríamos esperar a partir de los tres meses para contárselo a todo el mundo. El día que se lo dijimos no se lo creía, pero ella siempre nos contaba que quería una hermanita. Ya dice que le va a cambiar los pañales, hacerle coletas, pintarle la cara. Está muy contenta y viene a besarme la tripa. La hemos enseñado siempre a compartir y en casa somos muy cariñosos, el decir ‘te quiero’ está muy presente, por eso no creo que tenga inseguridades.

¿Qué tipo de maternidad planteas?

Quiero repetir lo mismo que con Manuela, que nazca en el mismo hospital. A ella no le pude dar el pecho porque estoy operada tres veces y ahora tampoco. Va a ser cesárea porque con Manuela tuve desprendimiento de uretra, estoy operada y ya los niños tienen que ser por cesárea. Lo que no haremos será llevarla a la guardería tan pronto como a Manuela, que fue con mes y medio porque los dos teníamos que trabajar. Con Olivia por lo menos hasta que tenga un año no irá, nos organizaremos para poder disfrutarla más.

Afrontas esta maternidad con más seguridad, ¿no?

Está la experiencia de Manuela, que no ha pasado tanto tiempo desde que nació. No tengo ningún miedo, lo que tenemos es muchas ganas de que llegue, porque nos acabamos de mudar a la casa nueva y este entorno está hecho para familias.
¿Sigues pensando que quieres familia numerosa?
Sí. Además, como es una niña, tenemos que ir a por el niño. Cuando quieres a tu pareja y está todo bien, lo que quieres es ampliar la familia, lo que intentaré es que no pase tanto tiempo. Pero si no puedes ser, también está la posibilidad de adoptar.