Silvia Jato vive uno de los momentos más angustiosos de su vida después de que su novio, Alberto Fabra, haya ingresado en la UCI por coronavirus.


Silvia Jato no pasa por el mejor momento. Justo cuando se encontraba confinada en casa, cumpliendo con la medida del Gobierno tras decretar el Estado de alarma en nuestro país, la presentadora de televisión se enteraba de que su pareja, el expresidente valenciano Alberto Fabra, de 55 años, estaba enfermo de coronavirus. Esto le llevó a ingresar el hospital de Castellón, pero ahora su estado de salud ha empeorado.

Según desvelan fuentes cercanas al PP, Alberto Fabra está «bajo supervisión médica y estable». La presentadora de televisión no se ha pronunciado al respecto ni públicamente ni a través de las redes sociales. Lo que sí ha querido compartir hace tres días con sus seguidores es una fotografía en la que aparece una especie de altar, con una vela, pero no le ha acompañado ningún mensaje.

Los que sí han querido dejar algún que otro mensaje de ánimo son algunos rostros conocidos, conocedores de la preocupación que tiene Silvia Jato en estos momentos tan delicados. «Ánimo querida Silvia!! ???????», escribía Poty Castillo. «Ánimo mi niña. Tu fuerza será la suya y todo irá bien. Un abrazo enorme @silviajato ?», le dedicaba Alicia Senovilla.

Pero también han sido muchos seguidores anónimos los que han querido mandarle un gran mensaje de apoyo: «Mucho ánimo Silvia, verás como todo se arregla…??», «??? todos lo estamos pasando fatal, cada día es un reto nuevo. Yo me encuentro desesperada, pero hay que pensar en que todo esto pasará saludos desde Lugo tu tierra❤️❤️❤️», «Alberto es fuerte y podrá con ello. Rezamos junto a ti», le dedicaban otros.

A mediados del mes de marzo precisamente Silvia Jato compartía un mensaje en el que se mostraba muy orgullosa de los sanitarios que ahora cuidan de su pareja en el hospital. «A todos los sanitarios de este país y en especial de #comunidadmadrid os dedico la mejor de mis sonrisas por el trabajo que estáis haciendo día a día y que no se refleja en los informativos. Estáis sin rostro… Gracias de corazón #sistemasanitario @enriqueruiz @comunidadmadrid», decía con orgullo.

Por ahora, la presentadora vive con preocupación el delicado momento de salud por el que pasa Alberto Fabra, pero no tenemos dudas de que el expresidente de la Generalitat Valenciana podrá superarlo con fortaleza, ya que su edad y su estado físico cuenta como un dato positivo para vencer al virus.

El pasado 14 de febrero, Silvia Jato le dedicaba unas bonitas palabras a su pareja con motivo del Día de San Valentín. «El amor se escribe en besos y los besos en versos. ❤️ Feliz día de San Valentín. #sanvalentin #miamor Gracias por esta obra de arte @elenaminenk0. No me canso de mirarla…», escribía junto a una bonita foto que aparecía con un filtro que hacía un efecto de pintura.

Hace apenas unas semanas, Silvia Jato ofrecía unas contundentes declaraciones en SEMANA sobre el gran momento personal por el que pasa junto a su pareja. «Soy muy afortunada en muchos aspectos de mi vida. Uno es el amor y otro es la salud. La política es un mundo muy complejo y muy criticable. Es una de las profesiones más desagradecidas. Cuando lo hacen bien, nadie se lo reconoce y cuando lo hacen mal, se tiran a degüello. Pero yo no estoy con el político, estoy con la persona. Y es una persona íntegra, que defiende la integridad por encima de todo, que es lo que más me ha llamado la atención. Su manera de vivir corresponde a su manera de ejercer su profesión y eso no va vinculado a ninguna sigla ni a ningún partido», decía orgullosa.

También fue preguntada por lo que le enamora de la persona, a lo que contestó sin dudar: «Me enamora la verdad. Me encanta la sinceridad y las personas que van de cara. Para mí es un reto siempre porque no asimilo bien la verdad que es dura muchas veces, pero que te digan lo que piensa es algo que valoro muchísimo. No es porque me hayan mentido muchas veces, es porque una de las cosas más difíciles del ser humano es decir que no. Siempre se dan vueltas, se inventan excusas y es mejor decir que no directamente».

Silvia Jato vive uno de los momentos más delicados de su vida y aunque no puede estar cerca de su pareja en esta etapa tan difícil por el que pasa Alberto Fabra, puesto que se encuentra en la UCI, sigue muy de cerca el estado de salud del expresidente de la Generalitat Valenciana.

Mientras se recupera, la presentadora no para de rezar y de poner velas en el altar que ha creado en su casa para que el estado de salud de Alberto Fabra mejore en las próximas horas.