Un nuevo episodio de ‘En el nombre de Rocío’ vuelve a situar en primera línea a Rocío Carrasco y Amador Mohedano. Tío y sobrina no tienen ningún contacto, de hecho, es de sobra conocido que hace años rompieron cualquier lazo que les uniera, en especial cuando Rocío Jurado falleció. Ella era el nexo de unión y tras su muerte nada ha vuelto a ser lo mismo. Pero ¿qué pasó entre ellos para que hubiera un punto y final? Lo cierto es que fue justo antes de la muerte de la artista. Nos referimos a la última gala que hizo Rocío Jurado en Televisión Española.

Rocío Carrasco Amador Mohedano
Gtres

Supuestamente Rocío Jurado decidió que, en vez de su mánager, fueran su hija y Fidel Albiac los encargados de organizar este proyecto tan importante para la cantante. Aunque parecía que Amador no se lo había tomado mal, según Rocío Carrasco esta decisión provocó un gran enfado en él. «En un primer momento él reacciona bien, pero intuyo que alguien le comería la cabeza y volvió a la siguiente reunión hirviendo. Ponía pegas por todo… Terminamos la reunión y él se va despotricando», ha dicho Rocío en el último capítulo emitido este viernes. Enfadado por ser el último en conocer los planes de su hermana, Amador dejó claro su cabreo.

Ese momento marcó un antes y un después, en concreto, cuando Rocío Carrasco fue a hablar con su tío. Lejos de llegar a un acuerdo o limar asperezas, desde ahí todo se enrareció entre Rocío y Amador. «Me fui detrás de él en buena disposición. Le dije ‘si tu preocupación es que salga bien, va a salir todo bien’ pero cuando estábamos saliendo me dice ‘tú quieres ver como le digo a tu madre que yo no estoy en el proyecto, pero se caga y no lo hace’», relata Rocío Carrasco. En ese instante la hija de Rocío Jurado le incitó a que lo hiciera, tensión que ninguno ha sido capaz de olvidar, dando igual los años que han pasado de aquel entonces. «Si tienes huevos corre, entra en el dormitorio y se lo dices’. No sé la cara que me vería que se fue. Ahí empieza la tirantez en la relación laboral con él», añade.

Rocío-Carrasco-Rosa-Benito
Foto: En el nombre de Rocío

Rocío Carrasco, además, tacha a Amador de «frustrado», una palabra que, a buen seguro, sentará mal a Amador, quien cabe señalar que está grabando un documental en el que planea responder a su sobrina. «Cuando la opinión viene de un frustrado todo lo que los demás hagan le jode. Yo no tengo la culpa de que Amador sea un frustrado. Que mi madre ha sufrido mucho por mi… No Amador. Mi madre sufría y lloraba mucho en un camerino por tu culpa. De repente se te iba la mano con lo que bebías, otro día el sonido no funcionaba, otro que había que pagar una multa, de repente se enteraba que el guitarrista no había cobrado… Pasaban muchas cosas», ha dicho. Pocos dudan de que Amador se sienta ofendido con estas declaraciones y de que, por supuesto, tengan respuesta por su parte.