Vídeo: Europa Press

Raquel Mosquera ya está en casa: recibe el alta médica y confiesa sufrir “depresión”

Raquel Mosquera, como con su ingreso, ha salido del hospital de la forma más discreta posible. Ahora ha confesado que sufre una depresión. Vea las imágenes de su salida del centro psiquiático

La desaparición mediática de Raquel Mosquera dio paso al conocimiento de que la peluquera no estaba atravesando un buen momento personal y, de hecho, se encontraba ingresada en el Hospital Puerta de Hierro de Madrid, tras sufrir un nuevo brote psicótico. El silencio se impuso, hasta que en la tarde de este martes ha sido vista abandonando las dependencias hospitalarias para poner rumbo a su casa, donde espera recuperar el equilibrio perdido tras los varapalos que ha recibido en las últimas semanas, previo paso por un centro médico cercano a su domicilio. Tras permanecer dos semanas ingresada en un centro psiquiátrico, Raquel Mosquera ya descansa en casa junto a su marido, Isi, y sus dos hijos, dispuesta a recuperar la normalidad y de hacer frente a la labor más dura, vivir mirando al frente tratando de dejar atrás los fantasmas del pasado que le han supuesto un lastre demasiado pesado.

Fue el propio marido de Raquel Mosquera el encargado de acudir al hospital en el que se encontraba su esposa para recogerla y acompañarla hasta su casa. Lo hizo sin querer hablar con la prensa, aunque días atrás ya aseguraba de que estaba mejor, en la senda de la recuperación y que pronto ella misma explicaría qué le ha sucedido. Mucho se ha hablado de los motivos que han empujado a la viuda de Pedro Carrasco a ser de nuevo atendida por profesionales de la psiquiatría, señalando al regreso mediático de Rocío Carrasco y a sus posibles problemas económicos como principales motivos. Ahora ella ha tomado la palabra y en conversación con la revista ‘Lecturas’ confiesa que sufre una “depresión”.

Vídeo: Europa Press

El alta médica de Raquel Mosquera, al igual que su ingreso hace dos semanas, se ha llevado con total discreción y tratando que los paparazzi no fuesen testigos del proceso. Aun así, ya han trascendido imágenes del momento en el que la estilista abandonaba el centro hospitalario con destino a su hogar madrileño, previo paso por un centro médico cercano a su domicilio. Unas imágenes que se han guardado hasta este miércoles, dado que fueron captadas días atrás y que evidencian que Raquel Mosquera cuenta con el mejor apoyo, que es su marido, para mirar con esperanzas el futuro y tratar de encontrar de nuevo el equilibrio emocional que perdió el pasado 1 de julio, cuando sufrió el segundo brote psicótico tras el que experimentó el pasado mes de abril. En ambos casos tuvo que ser ingresada en el ala de psiquiatría del Hospital Puerta de Hierro de Madrid.

Raquel Mosquera no desea estar ingresada por más tiempo, aunque en el exterior las bombas informativas se suceden y ponen en peligro la buena senda de su recuperación. Rocío Carrasco no ha terminado de hablar con el final de ‘Rocío, contar la verdad para seguir viva’. Habrá segunda temporada, pero también se trae entre manos una labor como defensora de la audiencia en calidad como nuevo miembro del equipo de ‘Sálvame’. Una sobreexposición mediática que a Raquel Mosquera le ha hecho revivir viejos fantasmas que creía superados.