No está siendo tarea fácil para Raquel Mosquera remover viejas rencillas. La viuda de Pedro Carrasco se ha derrumbado al recordar algunos de los capítulos que se están tratando en la segunda entrega del documental de Rocío Carrasco. Nuevamente ha sido demoledora con la protagonista cuestionando su segundo matrimonio con Fidel Albiac. «Vivo de mi profesión, nadie me ha mantenido. Su padre le decía a Rocío que montase una tienda si no quería estudiar. Ella siempre depende de alguien, dependía de Antonio David y ahora del segundo marido», ha señalado tajante.

raquel mosquera
Telecinco

Durante su intervención en el programa ‘Viva la vida’ ha confesado que hablada desde la verdad, también sin temor alguno. “No te tengo miedo, no tengo poderío ni amigos, pero la verdad tiene un único camino y yo sé que Pedro te quería mucho. Tú no le demostrarse el mismo cariño. Si quieres, denúnciame”, ha dicho tajante. Ha vuelto a recordar el punto de inflexión que según ella separó a su difunto marido de su hija. “Eso ocurrió y lo tengo grabado en mi corazón y en mi cabeza”. También ha indicado que desde entonces el exboxeador no volvió a actuar de la misma manera porque aquello le afectó considerablemente.

Las lágrimas de Raquel Mosquera

La peluquera se ha derrumbado por completo cuando la periodista Marisa Martín Blázquez ha contado una conversación privada que mantuvo en su día con Pedro Carrasco. Esta ha recordado que mantenía una relación estrecha con él ya que durante un tiempo le hizo algunos reportajes. También ha corroborado la versión que ha dado Raquel Mosquera. «A mí Pedro me dijo que quien le había convencido para ir a visitar a su hija, porque él desistía, fue Raquel. No veía la manera, la llamaba y siempre le ponía excusas. Siempre le decía que quería que se vieran solos y ella decía que tenía que estar su pareja delante. Entonces Raquel le convenció para ir».

raquel mosquera
Telecinco

Marisa Martín Blázquez ha explicado que el exboxeador le dijo que la excusa que pusieron para visitar a Rocío Carrasco fue llevar los regalos de Reyes a sus nietos. «Él salió de ahí disgustadísimo porque tuvo una gran bronca con su hija que le dolió muchísimo. Salió de ahí muy nervioso, muy asustado. Le daba la sensación de que era una relación irrecuperable». La periodista ha explicado que este fue el testimonio de Pedro Carrasco en un momento de intimidad.

Una conversación privada

Nunca antes la periodista había desvelado esta conversación públicamente. «No he creído conveniente contarlo antes. Pensé que era algo me estaba confesando él, pero dadas las circunstancias y dados los dos testimonios que estamos viendo hoy, creo que es justo que lo cuente con todo el dolor que yo le vi a él». Entre lágrimas, Raquel Mosquera ha agradecido las declaraciones de su compañera: «Te lo agradezco. Es la verdad de lo que ocurrió aquella noche. Lloro porque igual yo no tenía que haberle convencido de llevar los regalos para que él no se hubiese disgustado. Esa es la espinita que tengo clavada desde hace años».