Malos momentos para Rafael Amargo. El bailaor justo cuando se cumple un año de su detención, vuelve a copar titulares tras la conclusión del juez. El magistrado ya ha terminado la investigación contra el bailaor, su pareja y dos de sus socios, y de nuevo insisten en que él era el cabecilla del entramado. «Se encargaba de la compra de sustancias estupefacientes para abastecer al grupo», dicen. El juzgado de Instrucción número 48 de Madrid mantiene que «hay indicios suficientes» para que el juicio siga adelante, así como para juzgarles por un delito contra la salud pública, en la modalidad de tráfico de drogas y pertenencia a grupo criminal. 

Foto: Joan Crisol.
Foto: Joan Crisol.

El magistrado Juan Ramón Reig ha dictado un auto este martes en el que mantiene que la vivienda de Rafael Amargo era el centro de operaciones para la venta de drogas. De este modo, se transformarán las diligencias y se iniciarán los trámites para que el caso sea resuelto a la Audiencia Provincial de Madrid. En el citado documento también se recoge que los investigados, entre los que se encuentra Amargo y su novia, Luciana, «actuaban de común acuerdo en la recepción, preparación y distribución de sustancias estupefacientes, en especial metanfetamina, a terceros». Un movimiento que terminaban tras estar unos minutos en el domicilio del bailaor, según el juez: «Tras breves minutos en el domicilio, salían del inmueble portando la sustancia adquirida, que por la cantidad intervenida en los supuestos en que fueron interceptados, excedía de la que puede considerarse para autoconsumo»

Además, en el texto judicial se explica cómo consideraban que se hacía la distribución de las drogas: «Se realizaba utilizando mulas, principalmente a través de Manuel Ángel B. L». «Una vez contactado con el comprador, Rafael Amargo enviaba a la ‘mula’ con las sustancias estupefacientes, bien andando o bien empleando Ubers contratados por el comprador para no dejar rastro» y era una vez entregada la sustancia cuando la ‘mula’ volvía al domicilio para entregar el dinero.

Foto: Gtres
Gtres

El bailaor mientras se resolvía la investigación ha continuado con sus quehaceres profesionales. Tras estrenar en ‘Yerma’ en Madrid, Amargo ha seguido con una gira teatral en la que incluso ha fichado a Carla Vigo, sobrina de la Reina Letizia. De momento, las funciones han resultado ser un éxito en lo que a venta de entradas se refiere, lo que demuestra que poco a poco iba volviendo a su vida. Un camino que ha logrado gracias a la purga de amistades, tal y como nos explicó su entorno a SEMANA. Su familia ha sido una pieza muy importante para que que el empresario rompiera con amigos que poco o nada le convenían. Ellos mismos se han ocupado de que Amargo elimine a personas de su pasado con el único fin de que recuperara las riendas.